Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 21 septiembre 2021
01:24
h

Calmada vuelta al cole con la experiencia del ‘curso covid’

Sin la intranquilidad de hace un año, vuelven las aulas específicas de Música o Plástica, y la actividad deportiva extraescolar a los pabellones de los centros

Dos alumnos de la etapa de Infantil se abrazaban ayer por la mañana frente a las puertas del colegio Pío XII. Para muchos de los que tenían su entrada fijada a las 8.50 horas de la mañana de ayer, este fue su primer contacto con un centro escolar pues accedieron al primer curso de Infantil. Ese fue el caso de Anxo, que pisó el patio de su nuevo colegio con la energía que se necesita en todos los comienzos. “Teño ganas de ir ao cole”, explicaba con ánimo.

A su lado, su madre recopilaba todo el material al que le tuvo que poner el nombre de su hijo para que no lo mezcle con el del resto, siguiendo los protocolos sanitarios. “Estos niños tan pequeños no necesitan mascarilla obligatoria -al contrario de lo que ocurre en Primaria-, pero sí se debe seguir el lavado de manos y los grupos burbuja. Y es importante respetar los horarios de entrada del colegio para que no se mezclen los niños”, indicaba.Tanto ella como su hijo tienen ya la experiencia del año anterior, en este caso en una guardería, por lo que hay mayor tranquilidad que un curso atrás. “La incertidumbre este año viene por el hecho de que son el único grupo de edad que no está vacunado por lo que hay una sensación de que ahora son ellos los más vulnerables”, concluyó antes de dejar a Anxo en la puerta del aula.

Pese a que este curso arrancase con un aire de normalidad mayor que el pasado, lo cierto es que la imagen frente a centros como Pío XII, López Ferreiro, Monte dos Postes o Apóstolo Santiago es este curso mucho más diferente que el de la etapa anterior a la pandemia sanitaria. Las típicas acumulaciones de padres y alumnos en las puertas de entrada, los saludos afectuosos con los compañeros y las charlas entre padres se hacen con metros de por medio. Dos amigos que se reencontraron esta mañana se saludaban en Pío XII con un metro de separación y con la mascarilla en su sitio. “Lo hicieron muy bien, mejor que los mayores”, explicaba orgullosa la madre de Martín y de su hermano, otro alumno también llamado Anxo. “Está todo más controlado que el curso pasado, estamos vacunados los mayores así que esperamos que todo vaya muy bien”, añadía. A Anxo le tocó pasar a 6.º curso de Primaria -el último antes del instituto- y a Martín a 3.º, por lo que ambos tienen ya experiencia en eso de los protocolos covid. “En mi clase el año pasado hubo un niño que dio positivo, así que estuve bastante tiempo en cuarentena”, recordaba ayer Anxo, quien aún no tiene los 12 años, edad a partir de la cual se puede administrar la vacuna contra la covid-19 según lo estipulado por los organismos internacionales responsables. En el caso de los institutos, que aún no retomaron la actividad, la vacuna sí es una realidad.

MASCARILLA OBLIGATORIA PARA LOS MAYORES.“Tengo ganas de estar vacunado porque mi padre y mi madre ya están, y mi hermano pasó el virus”, cuenta con pleno conocimiento de que es el más desprotegido de su familia. “En el patio todo es bastante distinto a lo que era porque tenemos que tener distancia, podemos jugar pero es más aburrido. En clase bien, hacemos lo mismo pero con las mesas separadas y la mascarilla puesta”, relata con la normalidad de haber vivido el primer curso con las medidas de protección. A su lado, su hermano Martín tiraba de sinceridad y reconocía que aunque la mayor parte de sus compañeros tienen la mascarilla puesta todo el rato, hay quien se la baja por momentos. “Yo siempre la llevo puesta”, incidía con el orgullo de cumplir lo debido.

ENTRADAS ESCALONADAS Y DISTINTOS ACCESOS. Más allá de las circunstancias sanitarias, esta vuelta al cole conlleva las mismas sensaciones que la de cualquier otro año, con emoción mezclada con cierta tristeza de una etapa que acaba y otra que comienza. A uno de los más pequeños que iniciaron ayer etapa educativo lo acompañaron sus padres, su tía y su abuela. Esta familia al completo no quiso perderse la emoción de este comienzo y, al mismo tiempo, todos echarán un cable estos primeros días en el periodo de adaptación. “O primeiro día sempre é difícil porque moitos nenos veñen de estar sempre nas súas casas, e non en guarderías. Pese a todo, no relacionado coa pandemia, penso que a xente está máis tranquila que o curso pasado”, indicaba Ana, a la espera de que su sobrino entrase en clase. A su lado, Miguel el padre del protagonista, explicaba que “en la guardería se cumplieron muy bien todos los protocolos y en este colegio también confiamos mucho porque tengo conocidos”, decía con la esperanza puesta en que el centro y el profesorado siga cumpliendo a rajatabla los protocolos.

Misma calma mostraba Óscar tras dejar a su hija en el colegio. “É a primeira vez que vén porque acaba de cumplir os tres anos. A verdade é que pouco a pouco todo está máis normalizado, xa foi á escola infantil e todo saíu moi ben”, contaba, antes de relatar las medidas de precaución realizadas. “Todo vén co nome, son grupos burbulla, se fixesen extraescolares si deben levar máscara e as entradas son escalonadas cada dez minutos”, especificaba. Cabe recordar que, a mayores de la entrada escalonada por cursos, los colegios tienen varios accesos habilitados para evitar el contacto entre grupos. Las primeras semanas serán particulares para el alumnado de infantil, bajo el periodo de adaptación. Sobre las diez de la mañana de ayer, los más pequeños finalizaban su primera jornada tras pasar una hora en el centro. Un periodo que irá creciendo los próximos días hasta alcanzar la jornada habitual, con el consiguiente baile horario para las familias.

Ayer fueron poco más de 9.100 escolares los que iniciaron curso en Infantil, Primaria, escuelas infantiles y educación especial. Los mayores, de Secundaria y Bachillerato, tendrán que esperar hasta el próximo miércoles 15, cuando dará también comienzo la Formación Profesional. Está por ver si el curso vendrá marcado por los listados de contagios y aulas cerradas que recopiló el curso anterior la Consellería de Sanidade a diario ante las sucesivas olas de la pandemia, con elevada incidencia en Santiago y comarca.

Cambios
Bancos LGTBIQ en centros de Oroso

··· Al margen de las obras llevadas a cabo en centros compostelanos, y de las que quedan pendientes en centros educativos como Vite o Rodríguez Xixirei, en los concellos del área de influencia de Santiago también se realizaron inversiones para la puesta a punto. Es el caso de Oroso, cuyo alcalde, Luis Rey, y la concelleira de Educación, Isabel Fernández, aprovecharon el inicio del curso para pasar revista a los trabajos realizados. Las obras contaron con una inversión municipal de 22.000 euros. Los representantes se reunieron con los padres y madres de Deixebre do CRA (Centro Rural Agrupado), donde este curso se ha comenzado a impartir el primer ciclo de Primaria. Les trasladaron las reformas realizadas para adaptar la escuela a la nueva realidad y escucharon sus demandas. Al margen, destaca el pintado de varios bancos con los colores de la bandera LGTBIQ+ para fomentar la preocupación y defensa de la diversidad.

Rubén Prol: “Esperamos que se poidan autorizar as actividades extraescolares”
El alcalde, Xosé Bugallo, y el edil de Educación visitaron ayer el colegio Apóstolo Santiago

Santiago. La corporación municipal aprovechó el primer día de curso para realizar una visita a uno de los centros en los que este verano se realizaron obras de mejora. El alcalde, Xosé Sánchez Bugallo, y el edil de Educación, Rubén Prol -quien vive su primer inicio de curso en el cargo- acudieron al colegio Apóstolo Santiago, donde parte de la directiva les acompañó en un recorrido por el centro. Este fue uno de los centros en los que este verano se realizaron obras de mejora, como ocurrió también en los colegios de Fontiñas, Lamas de Abade, Ramón Cabanillas, Raíña Fabiola o en la Escuela Infantil de San Roque. En el Rodríguez Xixirei y el Apóstolo Santiago se procedió al pintado de las instalaciones, y en el caso de este último también se limpió la fachada. Asimismo, la elección del colegio tiene cierto simbolismo al tratarse de uno de los más antiguos de Compostela, con más de sesenta años de funcionamiento a sus espaldas.

Durante la visita, el responsable de Educación aprovechó para reconocer el esfuerzo de Xunta, Concello y “sobre todo dos centros” en la organización de los protocolos sanitarios. Incidió en que este curso comienza con las aulas específicas de materias como Música o Plástica disponibles para su utilización, después de que el año pasado no hubiese aulas compartidas por protocolo sanitario y cada curso tuviese todas las materias el aula asignada para todo el periodo escolar. De hecho, en muchos centros esos espacios se utilizaron como espacio fijo para determinados niveles, al tener que dividir alguna clase por necesidades de aforo. Asimismo, “tamén abre a actividade deportiva e esperamos que se autoricen as extraescolares”, afirmó el concelleiro. Es decir, que los pabellones deportivos retomarán su actividad habitual de tarde y de fines de semana con la vuelta del deporte federado y otras actividades. Antes de su visita al Apóstolo Santiago, Prol pasó revista en los turnos de comedor de los colegios Ramón Cabanillas y Quiroga Palacios, y afirmó que también este servicio se retomó con normalidad. A. Oca

Cae la escolarización de niños de cero a tres años

Alerta. La organización Save the Children alerta sobre el descenso del cinco por ciento en el último curso de la tasa de escolarización de niños de entre 0 y 3 años, el primer ciclo de Educación Infantil, que es la etapa con mayor impacto compensador sobre la desigualdad.

En un comunicado, la oenegé considera que este descenso se debe a la caída del empleo y de la renta de las familias como consecuencia de la pandemia. Save the Children advierte de que la Educación Infantil de primer ciclo se sigue percibiendo exclusivamente como una medida de conciliación para los progenitores en lugar de un derecho de los niños y las niñas para su desarrollo.En este sentido, denuncia que antes de la covid un 15 % de los hogares tenían dificultades para pagar la escuela infantil. La escolarización en la etapa de 0 a 3 años pasó del 41 % en 2019 al 36 % en 2020, 80.000 alumnos menos durante el curso pasado, lo que según la oenegé nos sitúa en niveles de hace 4 años. La comunidad en la que mayor fue la caída es Castilla La Mancha, donde se produjo una bajada del 10,1 %, seguida de Galicia, Madrid y Cataluña. “Para la infancia más vulnerable, no cursar este ciclo tendrá efectos sobre su éxito educativo”, asegura. ECG

Amigos de Galicia entrega material escolar a familias

Campaña. La Fundación Amigos de Galicia acaba de comenzar una campaña de entrega de mochilas con material escolar mediante la que prevé beneficiar, hasta el 15 de septiembre, a casi 1.000 familias con menores en situación de vulnerabilidad. En el marco de la iniciativa, que se denomina En sus mochilas, su futuro y cuenta con la colaboración de la SD Compostela, se hizo entrega de 34 mochilas este jueves en Santiago. En concreto, los lotes están compuestos por libretas, lápices, ceras, gomas, compases, reglas, material de dibujo, dispositivos informáticos y mascarillas adaptadas a cada ciclo educativo, entre otros efectos. Además, la fundación puso el foco en las dificultades que afrontan algunas familias para adquirir el material escolar necesario para los menores por falta recursos económicos. En este sentido, la entidad asegura que las familias que atiende por encontrarse en situación de emergencia social se incrementaron debido a la pandemia, además de ver agravada su situación personal. Amigos de Galicia recuerda que las personas o empresas interesadas en apoyar la iniciativa pueden realizar donaciones puntuales o convertirse en voluntarios o establecimientos colaboradores. ECG

09 sep 2021 / 23:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito