El Correo Gallego

Noticia 94 de 444 noticia anterior de Santiago de Compostela: Cidade Universal Santiago » Santiago de Compostela: Cidade Universal

El proyecto intermodal toma forma con la pasarela y la estación de autobuses

Los trabajos de construcción de ambas infraestructuras se están realizando de forma simultánea y de manera coordinada // Finalizarán en 2020 // Son las dos grandes actuaciones de la primera fase

Trabajos de construcción de la futura terminal de autobuses, cuya superficie superará los 8.870 m2 - FOTO: ECG
Trabajos de construcción de la futura terminal de autobuses, cuya superficie superará los 8.870 m2 - FOTO: ECG

MARTÍN FERNÁNDEZ SANTIAGO  | 17.06.2019 
A- A+

La primera fase del proyecto intermodal diseñado para la capital gallega incluye dos grandes actuaciones: la nueva terminal de autobuses y la pasarela peatonal. Los trabajos de construcción para la estación de buses que sustituirá a la de San Caetano se iniciaron hace casi un mes, y hace dos semanas arrancaron las obras de la plataforma cubierta que permitirá mejorar la conexión entre los barrios del Ensanche y Pontepedriña, garantizando el tránsito de los usuarios entre la calle Clara Campoamor y la avenida do Hórreo. "Los trabajos de la pasarela y la estación de buses avanzan a buen ritmo, puesto que se están realizando de forma simultánea y de manera coordinada", afirmaron en la Consellería de Infraestruturas.

La plataforma peatonal abarcará en sí una superficie aproximada de 1.545 metros cuadrados, tendrá una longitud de 160 metros, y una anchura que oscilará entre los 8 y los 12 m. Su altura media será de 13,5 metros: 8 m. de soportales (pilares y dinteles) y 5,5 m. correspondientes al cuerpo de la pasarela, que estará cubierta tanto en el plano superior como en los laterales. Para garantizar su correcta accesibilidad se instalarán tres ascensores y dos módulos de escaleras mecánicas. Además, se convertirá en la primera calle encapsulada de la capital gallega, y, tal y como ya avanzara hace unos meses el anterior gobierno local, no se cerrará fuera del horario de la estación, con lo cual estará abierta las 24 horas del día.

Y además de conectar las terminales de tren y autobús, resolverá el acceso a ambas desde los márgenes norte (rúa do Hórreo) y sur (Avenida de Clara Campoamor) al recinto de la futura estación intermodal.

Hace dos meses, la Consellería de Infraestructuras firmaba el contrato para ejecutar las obras de la pasarela, cuya inversión supera los cinco millones de euros. Esta intervención, cofinanciada por la Xunta, Adif y el Concello de Santiago, se adjudicó a la empresa Acciona Construcción S. A.. E. "Las obras se acompasarán a las de la nueva estación de autobuses", indican desde la Consellería de Infraestruturas, a la vez que destacan que habrá "tres zonas representativas" en las obras de la pasarela: "Una hacia la ciudad, otra que es la zona central -el tramo sobre las vías y plataformas, en los que la construcción estará condicionada por el funcionamiento de la estación de ferrocarril-, y una tercera en el área correspondiente a la terminal de buses".

LLEGADA DEL AVE. La previsión es que ambas actuaciones estén finalizadas a lo largo de 2020. "Es una intervención estratégica que permitirá que Santiago esté preparada para la llegada del AVE y el Xacobeo de 2021", señalan desde el Ejecutivo gallego.

En cuanto a la estación de autobuses, la superficie construida ascenderá a 8.870 metros cuadrados y contará con 19 dársenas de transporte interurbano, seis de transporte metropolitano y 11 plazas para regulación. El presupuesto de licitación alcanza los 10,39 millones de euros. Según un estudio elaborado por Raxoi, se calcula que utilizarán el nuevo edificio unos 430 autobuses diarios, lo que supone que cada hora habrá unas veinte entradas o salidas. Además, las líneas metropolitanas, que actualmente estacionan en A Rosa, se trasladarán a la rúa do Hórreo.

Nueva imagen

Un vestíbulo más amplio y con más luz, una nueva cafetería, ascensores y escaleras mecánicas, la rehabilitación integral de la marquesina principal... Son algunos de los cambios más destacados que ya se han efectuado en la estación para cumplir así los criterios de intermodalidad para la llegada de la alta velocidad. El vestíbulo se ha ampliado de 140 a 265 metros cuadrados y también se ha incrementado la capacidad en el espacio para viajeros hacia A Coruña. Asimismo, se ha instalado un ascensor panorámico junto a la escalinata de la rúa do Hórreo para facilitar el acceso a la estación.