El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

"Aquí se venden muchos más Rolex que en urbes con el triple de población"

La joyería Jael celebra su 25 aniversario este viernes con una gran fiesta en los jardines del pazo de San Lorenzo

José Mª Fernández, propietario de Jael - FOTO: Antonio Hernández
José Mª Fernández, propietario de Jael - FOTO: Antonio Hernández

SANDRA CUIÑA SANTIAGO   | 11.09.2019 
A- A+

Cuando Jael abrió sus puertas en Santiago lo que más se vendía en aquella época eran artículos de plata, como candelabros. Hoy en día los clientes prefieren relojes de lujo o joyas con brillantes.

Y es que en los 25 años de vida de la emblemática joyería compostelana los gustos de la clientela han cambiado mucho. "Hoy en día el cliente pide una experiencia de compra, igual que en Madrid o París", comenta José María Fernández, propietario de la firma.

Una clientela que se ha mantenido fiel, y a la que ahora el empresario quiere premiar con una fiesta muy especial que se celebrará este viernes (21.00h) en los jardines del Pazo de San Lorenzo para conmemorar las bodas de plata del establecimiento de Xeral Pardiñas 7. "La fiesta es para los clientes. Queremos premiar su fidelidad, porque es gracias a ellos que podemos celebrar este cumpleaños. Deseamos que se lo pasen bien", explica.

Fernández cuenta que la joyería tiene un público muy variado. "Tenemos clientes de todos los tipos, da igual que se gasten 100 euros como 30.000, para nosotros todos son igual de importantes". Además, asegura que en Compostela hay un hueco en el mercado para los establecimientos de lujo, y pone como ejemplo Jael. "Hay muchos clientes que se gastan 30.000 euros en la joyería. La gente a veces no me cree, pero es así. Lo que pasa es que los compostelanos son muy discretos. En Santiago se venden muchos más Rolex al año que en ciudades que nos triplican en población". El precio de esta conocida marca de relojes va desde 4.500 euros, el más barato, hasta los 100.000 del más caro, y José María Fernández reconoce que en Santiago "alguno que otro Rolex de 100.000 euros se vende".

Asimismo, los turistas también aprovechan para hacer compras e invertir cuando viajan. "Que vengan con chanclas y mochila no quiere decir que no tengan un poder adquisitivo elevado. Hay que tener en cuenta que con el Tax Free se ahorran un 21 por ciento en el precio, y por eso suelen hacer un gasto importante. Aprovechan para invertir en brillantes o relojería", indica.

E insiste. "Hay un hueco muy grande para montar tiendas de lujo en Santiago. Es una ciudad que se conoce en todo el mundo. Yo animo a la gente a que invierta para montar negocios exclusivos en Compostela. Nosotros llevamos 25 años, por algo será. Algo hemos demostrado, y Jael Joyería no es un fenómeno extraordinario".

Sobre la crisis vivida años atrás, dice que "hunden a unos y fortalecen a otros. Las marcas de toda la vida, como Rolex, Longines o TAG Heuer, se han reforzado, y las marcas emergentes se han hundido, con caídas en sus ventas de un 60 por ciento, porque la gente prefiere invertir en las firmas con solera".

En cuanto a las tendencias del momento, explica "que en el sector masculino arrasan los relojes, las pulseras informales y los gemelos vuelven a estar de moda; entre las mujeres está creciendo la joyería y las piezas clásicas, porque se busca algo que perviva en el tiempo".

Más allá de las modas José María Fernández tiene claro su objetivo: "Que Jael cumpla otros venticinco años más", para poder volver a celebrarlo con sus clientes.

José Mª Fernández

Propietari0 jael joyerías

"Que los turistas vengan con chanclas y mochila no significa que no tengan poder adquisitivo"