El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

Aumentan los casos de la ortodoncia en adultos

El ortodoncista Pérez Varela asegura que la mayoría acuden por estética, pero mejorar la salud de la sonrisa es lo prioritario

CLÍNICAS PÉREZ VARELA En sus sedes de Santiago y Ourense trabajan a diario con este tipo de casos - FOTO: Teresa Abalde
CLÍNICAS PÉREZ VARELA En sus sedes de Santiago y Ourense trabajan a diario con este tipo de casos - FOTO: Teresa Abalde

FRANCISCO CERNADAS  | 22.11.2019 
A- A+

No hay duda de que desde hace años los adultos que se someten a ortodoncia no solo no son casos aislados, sino que van en aumento. "Hoy en día ponerse brackets a partir los treinta es un síntoma de que la persona se preocupa y cuida su salud e imagen", explica el ortodoncista Juan Carlos Pérez Varela. "Muchas son personas que no se trataron en su día a pesar de necesitarlo, otras que los dientes se les han ido desplazando (apiñando por la edad o bien moviendo por un problema periodontal) o incluso hay casos en los que llevaron aparatos en la adolescencia, pero no se pusieron las retenciones adecuadamente", detalla. En otras situaciones, este tratamiento es imprescindible antes de realizar otros restauradores (colocación de coronas, carillas, implantes...).

Aunque la mayoría de los pacientes que acuden lo hacen por un motivo estético, para mejorar su sonrisa, "nunca perdemos de vista que es ante todo una cuestión de salud". Por ello, desde la clínica se busca, por ejemplo, "mejorar la oclusión, lograr que se distribuyan bien las cargas, la salud periodontal facilitando el cepillado o aliviando la articulación temporomandibular", aclara.

La realidad es que el auge de la ortodoncia de adultos ha ido en paralelo a las mejoras en los tratamientos, ya que las nuevas tecnologías han hecho posibles alternativas cada vez más estéticas, cómodas y rápidas.

Una de las más populares y demandadas en este momento son los alineadores transparentes y removibles, que son casi imperceptibles y que se retiran para comer y lavarse los dientes, por lo que no implican ninguna restricción alimentaria, pero la persona ha de ser muy constante. "En las Clínicas Pérez Varela de Santiago y Ourense tenemos incluso una versión específica para adolescentes", añade su gerente.

Para aquellos que quieran ocultar este proceso, la alternativa ideal son los brackets linguales, que se hacen a medida para cada paciente y van fijados en la cara interna de la dentadura, por lo que no se ven al hablar, ni al comer ni al sonreír.

Con todo, los metálicos tradicionales siguen teniendo una gran demanda y consiguen excelentes resultados. Aunque su esencia es la misma, también han evolucionado mucho reduciendo su tamaño, haciéndose, al mismo tiempo, más confortables. "Hay muchos pacientes a los que les encanta que se vean sus brackets y que incluso nos piden que les pongamos gomas de distintos colores para que sean aún más llamativos a juego con sus complementos o con los tonos de sus equipos favoritos", remarca el doctor.

Por último, los estéticos resultan una excelente alternativa. Estos tienen las ventajas de los convencionales, pero son mucho más discretos, porque se mimetizan con el diente al ser del mismo color.

Por todo ello, nunca es tarde para cuidarse, tanto a nivel estético como de salud. Pérez Varela recalca que la ortodoncia está indicada a cualquier edad, siempre y cuando, exista un buen estado periodontal.