El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

Hallan en la Catedral de Santiago un plano inédito del arquitecto Fernández Sarela

Datado en el siglo XVIII, se trata de un dibujo para una obra privada situada en la rúa Nova

El plano, que se conserva plegado y en buen estado,
es un manuscrito original a pluma y escrito con tinta negra - FOTO: Catedral
El plano, que se conserva plegado y en buen estado, es un manuscrito original a pluma y escrito con tinta negra - FOTO: Catedral

E.PRESS. SANTIAGO  | 22.01.2018 
A- A+

Investigadores del Archivo de la Catedral de Santiago han localizado un plano inédito firmado por el reconocido arquitecto barroco Clemente Fernández Sarela y datado del siglo XVIII.

Según han informado fuentes de la basílica compostelana y recoge la publicación del Archivo 'Galicia Histórica', se trata de un dibujo de arquitectura civil privada del siglo XVIII, que fue localizado dentro de un legajo que agrupa documentos sueltos, cuadernillos y expedientes relativos a arreglos de casas de la ciudad pertenecientes a la Catedral.

El plano, firmado el 24 de agosto de 1763, venía adjunto a un informe dirigido por Sarela, entonces aparejador de la Catedral, al deán y al Cabildo en relación a un edificio situado en la rúa Nova. Junto a este informe aparece otro posterior, dirigido por el arquitecto Lucas Antonio Ferro Caaveiro, en el que da cuenta de la visita a la obra, dirigida a mejorar la habitabilidad de la casa.

El plano se conserva "plegado y en buen estado", apuntan desde el Archivo, y es un manuscrito original en tinta negra y colores. En su parte posterior figura una anotación que reza 'Casa de la estafeta. Planta', mientras que en la anterior está el plano y un texto envuelto en motivos vegetales que recuerdan al dintel rococó de la puerta principal de la Casa do Cabildo, que realizó Fernández Sarela.

Los investigadores creen que podría tratarse de uno de los últimos dibujos técnicos de Sarela, que fallecería menos de dos años después. Según las averiguaciones realizadas, la casa, hoy en día irreconocible por distintas reformas, se situaría entre los números 31 y 33 de la Rúa Nova de Santiago.