El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

El juez deja en libertad a un caco que robó en el Tambre e hirió a la Policía

Les rasgó la ropa y causó daños a los agentes al querer huir, aunque fue detenido

REDACCIÓN   | 26.03.2011 
A- A+

Santiago. La Policía Nacional sorprendió in fraganti a un varón de origen rumano intentando robar en el interior de dos naves industriales del Polígono Industrial del Tambre. El ladrón forcejeó con los agentes y vigilantes de seguridad privada y llegó a provocarle lesiones leves y desperfectos en las vestimentas a alguno de los policías, aunque fue detenido finalmente. El juez de Guardia, sin embargo, determinó su puesta en libertad con cargos.

Los hechos sucedieron la madrugada del 24 de marzo. El ladrón, un varón de 33 años, cuya identidad responde a las iniciales G. C., se encontraba en el interior de una nave industrial del Tambre cuando saltó la alarma de robo y se activó todo el dispositivo policial. Hay que decir, además, que la Comisaría de Santiago tiene un dispositivo preventivo desplegado en la ciudad debido a los robos que se han producido últimamente en diversos establecimientos, así que, en cuanto sonó la alarma de la nave, varios agentes llegaron al lugar del suceso de inmediato. Allí se encuentraron con que "la valla perimetral de la nave estaba cortada", informan los agentes, "y en uno de los accesos al lugar había objetos colocados a modo de peldaños", señalaron en la Comisaría.

Cuando los policías accedieron al interior de esta empresa, acompañados de los vigilantes de seguridad privada que prestan servicio en el Tambre, localizaron a un individuo con el rostro tapado por una especie de gorro que intentaba huir por todos los medios del lugar. "Es en estos momentos cuando los policías le dan insistentemente el alto pero, al hacer caso omiso de estos requerimientos, comienza una persecución a pie que termina en un forcejeo entre este individuo, los agentes y los vigilantes de seguridad privada".

Alguno de los agentes sufrió heridas leves y desperfectos en su vestimenta como resultado de la pelea, pero los policías logran reducir al ladrón y detenerlo.

El caco fue puesto a disposición del Juzgado de Guardia, aunque el magistrado determinó la puesta en libertad, con cargos, del supuesto caco.

Por otro lado, los agentes continúan con la investigación por creer en la posible participación de otras personas. Entre los efectos incautados se encontraron varias herramientas de gran tamaño.