El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

10 por hora

Tractores históricos peregrinan en un homenaje al rural gallego

Veinticuatro vehículos, el más antiguo del año 36, invirtieron tres días en cubrir los 150 kilómetros que separan Compostela de Pedrafita // Un problema de permisos dejó a todos, menos cinco, fuera de la plaza del Obradoiro

REDAC./AGENCIAS • SANTIAGO   | 14.07.2008 
A- A+

Patricia Santos
Un Lanz Bulldog del año 1950 era el más antiguo entre los tractores que llegaron a Santiago
FOTO: Patricia Santos

Sólo cinco de los veinticuatro tractores clásicos que protagonizaron la peculiar peregrinación de Pedrafita a Compostela pudieron ayer entrar en la plaza del Obradoiro, al no haber solicitado con tiempo el permiso necesario a Raxoi. El resto tuvieron que conformarse con aparcar en Xoán XXIII, tras el recibimiento que el conselleiro de Medio Rural, Alfredo Suárez Canal, les dio en el Monte do Gozo.

En tres etapas, a una media de diez kilómetros por hora, los vehículos antiguos recorrieron 150 kilómetros hasta llegar a Compostela. Su peregrinación fue calificada de homenaje" y "apuesta" por el agro gallego por el conselleiro. Suárez Canal considera que esta iniciativa demuestra que "la gente aboga por la continuidad" de las actividades agrícolas en Galicia.

Los vehículos que, ya por la tarde, pudieron entrar en el Obradoiro fueron cuatro tractores clásicos y una carroceta del ejército italiano.

Un Hanomag Barreiros R 335, conducido por María José Bande, encabezó la marcha en el último trayecto de la primera peregrinación organizada por la Asociación Gallega de Amigos de la Maquinaria Agrícola, constituida en 2006 con el fin de evitar que numerosas máquinas y motores "muy valiosos" acabaran "convertidos en chatarra".

Todos los tractores llegaron sin mayores dificultades a la meta de la peregrinación, aunque alguno de ellos precisó pequeños ajustes, realizados sobre la marcha por un taller de Lugo.

La carroceta italiana que llegó finalmente al Obradoiro era el vehículo más antiguo, del año 1936. Se utilizó durante la Guerra Civil para el transporte de bombas y, en la peregrinación a Compostela la conducía Antonio Álvarez Gegúndez, de Valeira, Lugo, que la compró en los años cuarenta para sacar madera del monte.

El más antiguo de los tractores era un Lanz Bulldog, modelo 35, del año 1950. Al volante viajaba Jordi Beringues, uno de los dos catalanes que han participado en la peregrinación. Por el vehículo pagó hace unos 15 años cien mil pesetas, aunque actualmente "no tiene precio", señala su propietario.

Ayer en el Obradoiro, mientras todos los turistas les sacaban fotos a los tractores, un joven de catorce años llegó montado en el segundo vehículo, portando una bandera de Galicia. Ignacio, un "aficionado" a los tractores, participó en el peregrinaje de las 24 máquinas durante toda la ruta y se subió a uno en el último trayecto "para poder entrar en el Obradoiro".

Para este joven de A Estrada fue una experiencia "muy bonita, preciosa" que recomienda a "todo el mundo que pueda". De hecho, espera que la asociación pueda volver a organizarla el año que viene "desde Francia".

EL DATO

Un año de trabajo

La Asociación Gallega de Amigos de la Maquinaria Agrícola trabajó durante un año en los preparativos de la peregrinación, para conseguir los permisos necesarios para transitar con estos vehículos por el trazado previsto. Participaron veinticuatro tractores y todos llegaron sin novedad a la meta, aunque alguno precisó de algún pequeño ajuste para continuar la marcha .