Hacienda obliga a entregar este documento antes de que acabe junio: multas de hasta 1.000 euros

Debemos enviarlo dentro de plazo para no enfrentarnos a una cuantiosa sanción

Hacienda obliga a entregar este documento antes de que acabe junio o multas de hasta 1.000 euros

Hacienda obliga a entregar este documento antes de que acabe junio o multas de hasta 1.000 euros / LePresse

El día a día del trabajador es frenético. Todas las horas de la jornada laboral, las tareas domésticas, las horas de transporte de un lado a otro... Y por no hablar de los que tienen hijos. El tiempo vuela en esa vida adulta con la que soñábamos de pequeños y que ha terminado por atropellar a muchos.

A todo esto, debemos sumar nuestras obligaciones fiscales como ciudadanos con respecto al Estado. El ajetreo diario nos hace postergar muchos de estos quehaceres y provoca que nos vayamos al último día para entregarlos e incluso que se nos olviden.

No entregar esta documentación no es cosa menor, y es que nos enfrentamos a duras multas en caso de no cumplir los plazos. Es el caso de la Declaración de la Renta, que finaliza el próximo 1 de julio.

Las multas por no entregar la Declaración de la Renta

Declaración de la renta por teléfono

Declaración de la renta por teléfono / Envato Elements

Es cierto que existen casos en los que no nos pasará nada si no entregamos la Declaración de la Renta, pues hay excepciones. Cuando cobramos menos de 22.000 euros provenientes de un solo pagador o menos de 15.000 cuando provienen de varios pagadores, no estaremos obligados a presentar la declaración y, en caso de no realizarla, no estaremos expuestos a sanción.

En cambio, si se superan estos límites, nos enfrentaremos a unas sanciones que dependerán en gran medida de si la declaración termina siendo a pagar o a devolver.

En el primer caso, si todavía no llegó el requerimiento de Hacienda, deberemos presentar una declaración extemporánea y abonar un recargo del 1% por cada mes de retraso, aumentando al 15% después de 12 meses. En caso de asumamos la multa luego de un requerimiento, esta será mucho mayor, oscilando entre el 50 y el 150% del importe adeudado.

Si fuese el caso de que la Declaración de la Renta nos sale a devolver y la realizamos fuera de plazo pero sin requerimiento de Hacienda, la multa será únicamente por valor de 100 euros. Si Hacienda ya hubiese hecho el aviso, sería de 200 euros.

En todo caso, si queremos evitar estas sanciones, lo más acertado es estar atentos a los plazos que impone la Agencia Tributaria y así evitar más de un susto.