El cobro de pensiones es fundamental para el estado del bienestar en España, siendo un pilar importante. Según datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, en noviembre de 2023 se contabilizaron más de 10 millones de pensiones en el país.

Estas pensiones se dividen en dos categorías: contributivas y no contributivas. Las pensiones contributivas se basan en el tiempo de cotización a la Seguridad Social y pueden ser por jubilación, incapacidad permanente o derivadas de fallecimiento como orfandad o viudedad. Por otro lado, las pensiones no contributivas son ayudas económicas que no requieren un mínimo de años cotizados, priorizando la situación de vulnerabilidad o invalidez del beneficiario. Recientemente, el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha anunciado un suplemento para reducir la brecha de género en las pensiones de jubilación, dirigido a personas afectadas por la crianza de hijos.

Para ser elegible para este suplemento por hijo, tanto hombres como mujeres que sean beneficiarios de una pensión contributiva de jubilación, incapacidad permanente o viudedad pueden solicitarlo. En el caso de familias, solo uno de los dos padres podrá recibirlo, generalmente el que tenga una pensión más baja. Sin embargo, deben cumplir con ciertos requisitos:

  • Para hijos nacidos antes del 31 de diciembre de 1994, se requiere un certificado de cotización de al menos cuatro meses en los nueve meses previos al nacimiento o adopción, y durante los tres años siguientes.
  • Para hijos nacidos después del 1 de enero de 1995, la suma de las bases de cotización de los dos años siguientes al nacimiento o adopción debe ser al menos un 15% inferior a la suma de las bases de los dos años anteriores.

En cuanto a la cuantía, el suplemento se establece en 33,20 euros mensuales por hijo, con un máximo de cuatro veces dicho importe, distribuido de la siguiente manera:

  • Un hijo: 33,20 euros al mes, 464,8 euros al año.
  • Dos hijos: 66,4 euros al mes, 929,6 euros al año.
  • Tres hijos: 99,6 euros al mes, 1.394,4 euros al año.
  • Cuatro o más hijos: 132,8 euros al mes, 1.859,2 euros al año.

Estos montos están definidos en los Presupuestos Generales del Estado de 2024, con el objetivo de apoyar a aquellos afectados por la crianza de hijos y mitigar la brecha de género en las pensiones de jubilación.