El Correo Gallego

Portada » Tema del Día  |   RSS - Tema del Día RSS

NUEVO CICLO EN LA POLÍTICA GALLEGA

Núñez Feijóo ya es presidente

Investido con los 38 votos del PPdeG, se compromete a "gobernar para todos" // Ofrece pactos sobre economía, medios públicos, financiación, Administración, educación y Estatuto

M. CASTRO/D. DOMÍNGUEZ • SANTIAGO   | 17.04.2009 
A- A+

R.Escuredo
El abrazo con su padre, Saturnino Núñez, fue quizás el momento más emocionante del día más importante en la vida de Feijóo
FOTO: R.Escuredo

Cuarenta y siete días después de haber ganado las elecciones, Alberto Núñez Feijóo se convertió ayer en el quinto presidente de la Xunta con los 38 votos de los diputados del PP. PSdeG y Bloque contestaron con un sonoro "no" a la propuesta de investidura en la que Feijóo intentó evitar el cuerpo a cuerpo con los representantes de la oposición.

Antes de ser proclamado, Feijóo volvió ayer a intervenir con una segunda secuencia del primer discurso que había pronunciado cuarenta y ocho horas antes. Tan solo se salió del guión para replicar a las acusaciones sobre la falta de concreción de su primera intervención contabilizando las 174 propuestas que había concretado. De nuevo puso sobre la mesa la oferta de "seis grandes pactos" en las áreas de economía, bienestar y autogobierno en los que quiere implicar a los partidos de la oposición

"Diálogo, pacto y acuerdo" fueron las palabras que el presidente electo pronunció con reiteración en busca de un acercamiento con los grupos de la oposición en un momento en el que "no llega con las mayorías mecánicas". Feijóo quiere llevar la política del consenso general a la financiación autonómica, a las políticas de empleo, a la reforma del Estatuto y a la normalización lingüística.

R. Escuredo
Pérez Touriño fue el primero en saludar al nuevo presidente de Galicia una vez completada la votación y proclamación
FOTO: R. Escuredo

Las palabras medidas del futuro inquilino de Monte Pío en torno a la unidad "en un momento excepcionalísimo" dejaron huecos para introducir reproches a la gestión del anterior Gobierno. "Supongo que todos entendimos el mensaje de las elecciones". Si no fue así, Feijóo explica su victoria y el desalojo del bipartito como el rechazo a un Ejecutivo "dividido, enfrentado y sin liderazgo" al que achacó la acentuación del clientelismo en su forma de gobernar. La diatriba de moral política a los escaños de la oposición la completó con la interpretación del deseo de los gallegos de contar con "un gobierno centrado en la austeridad, la responsabilidad, el sacrificio y la dedicación".

Feijóo se presentó "libre de patrocinios" y con una ideología "clara" para replicar la intervención de Leiceaga con una pulla a su paso de las filas nacionalistas a las socialistas.

Los reproches cada vez menos disimulados alcanzaron a la "reprobación" del bipartito que el líder popular aderezó con la reproducción de varias declaraciones de miembros del Gobierno una vez celebradas las elecciones en las que se ponía en cuestión la fortuna del pacto de gobierno entre PSOE y BNG.

Feijóo no obtuvo respuestas para las preguntas que fue lanzando a la oposición sobre su modelo de normalización lingüística y a las descalificaciones respondió con silencios breves para retomar el discurso. Tan solo forzó la réplica cuando, tras preguntar si estarían de acuerdo con consultar la opinión de los padres, recogió el comentario de una diputada de las oposición que apuntó un "¿para qué? Ahí se embarcó en el tú a tú con la recomendación de que "escuchen un poco más a los votantes, que le harán un buen servicio al país". "La lengua no es propiedad de las minorías". Con esta declaración, Feijóo defendió el futuro modelo que saldrá de la derogación del decreto del gallego con el que pretende "aunar normalización y libertad".

En los agradecimientos finales, tuvo una mención especial para "dos diputados", Touriño y Quintana, por "intentar hacer una Galicia mejor" que solo aplaudió la bancada del PP.

LAS FRASES

"Los gallegos quieren un Gobierno centrado en la austeridad, el sacrificio, la responsabilidad y la dedicación"

"Agradezco a Emilio Pérez Touriño y a Anxo Quintana que hayan intentado hacer una Galicia mejor"

""La lengua no es propiedad de las minorías, en todo caso, lo será de las mayorías" .

EL DEBATE

La reforma del Estatuto recuperará su protagonismo en la VIII legislatura

FEIJÓO "El acuerdo para la reforma del Estatuto es legalmente necesario y en términos políticos es imprescindible". Fue la propuesta de Feijóo que reconoció que la falta de apoyo para llevar a buen puerto la reforma del Estatuto que no fue posible en la pasada legislatura dificultará uno de los grandes acuerdos con los que ha abierto sus propuestas de consenso.

LEICEAGA "Vostede baixouse do vehículo da reforma do Estatuto antes de chegar a destino, facendo que descarrilase", espetó Leiceaga a Núñez Feijóo. El portavoz socialista le pidió al presidente electo que rectifique su postura de la anterior legislatura y que colabore "para tecer os consensos necesarios e chegar a meta".

AYMERICH Acusó a Feijóo de renunciar a la capacidad de iniciativa del Parlamento gallego al condicionar el Estatuto a la valoración que el Constitucional haga del catalán. Le advirtió de que "o noso atuogoberno non é unha regalía da democracia española ou do Reino de España".

El modelo lingüístico acrecienta el abismo entre uno y otro lado de las bancadas

FEIJÓO Antepuso la "libertad" a los "dogmas" pero reconoció que habrá dificultades para recupera el consenso sobre la normalización lingüística tras interrogar a la oposición sobre las líneas básicas de su propuesta. Feijóo comparó gallego y castellano con "piernas y brazos" de un tronco común en el que no está dispuesto a "mutila" ninguno de los miembros.

LEICEAGA Reconoció que al bipartito le faltó pedagogía social en este tema, pero acusó a Feijóo de abrir la caja de los truenos y atreverse a "aleccionarnos sobre a discordia lingüística", alentando la confrontación política "por un puñado de votos, dando cobertura aos que teñen unha posición extrema".

AYMERICH Acusó al PP de haber apoyado "campañas extremistas" contra el gallego y advirtió de que el BNG no va a permitir un retroceso "naquilo no que todos debiamos camiñar xuntos". Se preguntó a Feijóo si derogará también la Lei de Normalización Lingüística.

El reparto de los molinos de viento, entre especulaciones y legalidades

FEIJÓO Para defender la revisión del plan eólico, Feijóo recurrió a las declaraciones de Touriño para apuntar que su filosofía será la de garantizar la legalidad y los intereses de Galicia en un proceso del que recordó que se aprobó "con una parte del gobierno en contra". El líder popular no dejó de recordar que los socialistas abandonaron la mesa de contratación.

LEICEAGA Ironizó sobre la revisión del concurso eólico, animando al PP a revisar también sus adjudicaciones en la época de Fraga, "obxecto de interese xudicial". "Houbo un concurso. ¿Imperfecto? Seguramente, pero un paso adiante de xigante sobre as adxudicacións discrecionais, para especular e facer favores", dijo.

AYMERICH Defendió, una vez más, el concurso eólico del BNG y lo contrapuso al modelo "de adxudicación a dedo a amigos e empresas foráneas" del Gobierno Fraga. Consideró una contradicción pretender que Galicia sea líder en energía eólica y revisar el decreto del bipartito.

Ante una posible colaboración en las demandas de la alta velocidad gallega

FEIJÓO Dijo que ya ha hablado dos veces con el nuevo ministro de Fomento Joseé Blanco y que espera que esos contactos fructifiquen. A los socialistas les enfrentó a la posibilidad de seguir manteniendo el 2012 como fecha de referencia para el AVE o suscribir la postura del ministro que avisa de una revisión de los plazos de Touriño.

LEICEAGA Dijo no entender por qué el PP resucita el Plan Galicia y brindó la colaboración de los socialistas si Feijóo "coopera eficazmente" con el Gobierno central para apurar al máximo la llegada del AVE. Le recordó su promesa electoral de que la Xunta adelantaría los fondos para que el eje Ourense-Lugo sea realidad.

AYMERICH El límite de tiempo no permitió al portavoz nacionalista hablar de infraestructuras, aunque en su discurso escrito sí se refería al Plan Galicia como una "propuesta irreal y artificial". El plan de infraestructuras el PP, aseguró, "mira ao pasado e non ao futuro".

Dudas en torno a la concreción de la propuesta de rebajas fiscales

FEIJÓO La falta de información sobre los ingresos de la autonomía fue otro de los reproches de Feijóo a los miembros del bipartito. Criticó la diferencia de posturas de los socialistas aquí y en Aragón o Cataluña ante la supresión del impuesto de transmisiones patrimoniales o que apoyen la eliminación del de patrimonio y no el de sucesiones.

LEICEAGA Advirtió que reforzar la política social en crisis es aún más difícil con la bajada de impuestos que propone el PP. Aseguró que su propuesta del IRPF devolverá solo 50 euros, que eliminar el impuesto de sucesiones solo beneficiará a los patrimonios mayores y que las rebajas a las empresas no se podrán cumplir.

AYMERICH A su juicio, el presidente electo pretende reducir los ingresos tributarios mediante "regalos fiscais ós máis ricos". Se preguntó si el PPdeG elevará los impuestos indirectos o si piensa introducir algún tributo que grave las grandes fortunas. Pidió "sentido común".

La oposición reclama medidas concretas para frenar las cifras de desempleo

FEIJÓO La propuesta de Feijóo pasa por profundizar en el Plan de Competitividad del anterior Gobierno para "llenarlo de contenido". En esa tarea quiere contar con la colaboración de partidos , empresarios y representantes de los sindicatos. La guerra de cifras sobre el número de desempleados de ahora y de 2005 volvió a crear enfrentamientos.

LEICEAGA Advirtió a Feijóo que no escuchó de su boca las palabras que la sociedad precisa: "vou conveniar co goberno de España a ampliación da cobertura do desemprego e garantir que todos os parados estean seguros. Los socialistas proponen una medida de extensión autonómica de la cobertura del paro.

AYMERICH El nacionalista se lamentó de Feijóo no detallase las medidas que va a poner en marcha para frenar el paro y mostró su sospecha de si no serán las que le indiquen "sus amigos da patronal con contrato de crise, rebaixa dos salarios, despedimento máis barato...".