Santiago
+15° C
Actualizado
lunes, 27 septiembre 2021
02:15
h

La epidemia de las obesidad coge fuerza en Galicia

Salvo honrosas excepciones, pues hubo personas que se lanzaron con pasión a la práctica del ejercicio físico durante el confinamiento, la mayoría de españoles empezamos a hornear pan, pasteles y galletas que, sumado a la falta de movimiento, propició una ganancia importante de peso. En concreto, se estima que la mayoría engordó seis kilos durante este momento de gran incertidumbre y ansiedad.

Para colmo, parece que parte de la población no ha podido desprenderse todavía de ese extra y continúa arrastrando ese sobrepeso. Todos estos datos parecen haberse hecho oficiales a raíz del Estudio Nutricional de la Población Española (ENPE) que revela que el 53,6 % de los españoles presenta obesidad o sobrepeso.

Además, estas malas cifras parecen ser especialmente más acusadas en regiones como la andaluza o la gallega pues, según se desprende del citado documento, ambas cuentan con un 26,7 % de su población afectada por este problema. Le siguen en este nada saludable ránking, el Principado de Asturias (26,2 %) y la Región de Murcia (25,7 %).

Por su parte, las regiones que menores porcentajes de obesidad y sobrepeso ostentan son la balear, con un 11,7 %, la catalana, con un 16,1 %, y la vasca con un 16,5 %.

Lo cierto es que estos datos no hacen más que confirmar que llevamos años inmersos en un imparable crecimiento en el número de obesos en España e incluso nuestros niños reflejan esta tendencia tan preocupante. En este sentido, los expertos adivierten que el ritmo de crecimiento actual ya es muy semejante al de Estados Unidos, el país más obeso del mundo.

Por lo tanto, urge tomar cartas en el asunto. La primera medida pasa por calcular el índice de masa corporal (IMC) para lo que habrá que dividir el peso entre la estatura al cuadrado.

No obstante, podemos sufrir varios tipos de obesidad pues esta se subdivide en tres niveles:

• Obesidad de grado 1 de bajo riesgo, cuya puntuación del IMC varía entre 24 y 30 en mujeres, mientras que para los varones se sitúa entre 25 y 30.

• Obesidad de grado 2 de riesgo moderado, en ambos sexos se halla entre 30 y 40.

• Obesidad de grado 3 severa, tanto ellos como ellas tienen un IMC superior a 40.

Una vez determinado el nivel, un nutricionista o un endocrino podrá ayudarnos a adoptar una dieta más saludable que nos permita ir paulatinamente perdiendo esos kilos tan dañinos.

En 2030, la mayoría de la población de España será obesa

Parece un escenario difícil de creer, pero las previsiones realizadas por el Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas (IMIM) de Barcelona estiman que para el año 2030, un 80 % de los hombres de nuestro país podría ser obesos, mientras que un 55 % ciento de mujeres también lo sería.

Sin duda, todo ello repercutirá en la salud de las personas afectadas. A su vez, la sanidad deberá afrontar un difícil reto pues estos españoles arrastrarán continuos problemas de salud que los convertirán en pacientes habituales de nuestro sistema sanitario.

14 sep 2021 / 16:50
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito