Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 25 septiembre 2021
07:58
h

Unidad de cardiología de la mujer específica en el HM Nuevo Belén

Luchará contra el infradiagnóstico pese a ser la primera causa de muerte entre las occidentales

Las patologías cardiovasculares siguen siendo la principal causa de mortalidad entre las mujeres de los países desarrollados. También se calcula que un 35 % de las muertes en ellas que se produjeron en el mundo se relacionan con este tipo de enfermedades. Incluso cifras prepandemia sitúan en 275 millones de mujeres diagnosticadas en 2019 con alguna enfermedad cardiovascular y en 8,9 millones las fallecidas en 2019 por este motivo en el mundo.

Además, hay determinadas derivadas relacionadas con el género que hacen que estas patologías puedan afectarles con mayor incidencia.

Por ello, HM Hospitales apuesta por crear, de forma pionera, una nueva Unidad de Cardiología de la Mujer, que desarrolla su actividad asistencial en el Hospital Universitario HM Nuevo Belén.

Se da la circunstancia de que dicho centro hospitalario está dedicado monográficamente al cuidado de la salud femenina. De hecho, en el seno de la compañía se denomina Hospital de la Mujer y concentra la atención sanitaria, basada en ofrecer diagnóstico, tratamiento y atención quirúrgica, a todas las patologías de la mujer.

“Se trata de una consulta especializada en la salud cardiovascular de la mujer, orientada a facilitar el reconocimiento precoz de los síntomas de las enfermedades cardiovasculares y fomentar los hábitos de vida saludables para el corazón femenino”, señala la doctora Cristina de la Rosa, coordinadora de la Unidad de Cardiología de la Mujer del HM Nuevo Belén.

Y son precisamente los nuevos escenarios para la mujer trabajadora, como el estrés laboral, los malos hábitos alimentarios o el sedentarismo, los que están provocando una mayor demanda por cuidar la salud cardiovascular. “Aun así, las enfermedades cardiovasculares en las mujeres siguen siendo poco reconocidas, infradiagnósticadas e infratratadas”, destaca en este sentido.

Cada vez existen más evidencias científicas que identifican de forma clara e inequívoca el riesgo cardiovascular con el género. De entrada, los factores de riesgo en la mujer se relacionan con el síndrome de ovario poliquístico, el tratamiento hormonal, la menopausia, los problemas de fertilidad o los procesos relacionados con el embarazo.

A este abanico de patologías concretas, en las que se puede poner de manifiesto un posible riesgo cardiovascular, hay que añadir tradicionales como la hipertensión arterial, la diabetes mellitus, el colesterol alto y la obesidad, “que afectan a ambos sexos, pero que sabemos que impactan en la mujer de forma diferente y más potente”, según subraya.

El género determina, en el seno de las patologías cardiacas, características diferenciales que pueden afectar a diagnóstico, evolución y pronóstico de la enfermedad.

En este sentido, existe literatura científica concluyente y una evidencia creciente de la existencia de condiciones de riesgo cardiovascular a lo largo de la transición hormonal en la mujer.

“Esto propicia que seamos ya conscientes de la complejidad y las necesidades de cada etapa vital femenina, lo que nos va a permitir abordar la salud cardiovascular de la mujer desde una perspectiva excepcional”, señala al identificar el abordaje totalmente diferencial que tiene la nueva Unidad de Cardiología de la Mujer del Hospital Universitario HM Nuevo Belén.

El otro gran ámbito de actuación se circunscribe al campo de la gestación y a todos los procesos relacionados con el embarazo, que pueden ser un detonante para un problema cardiovascular y que sólo mediante un control exhaustivo y específico se pueden detectar y corregir.

“Estados hipertensivos del embarazo, diabetes gestacional, desprendimiento de placenta, bajo peso y parto pretérmino son algunas de estas complicaciones que en el caso de las mujeres gestantes se presentan hasta en un tercio de los embarazos”, confirma.

La conjunción de una patología cardiovascular derivada del proceso de gestación da a luz un binomio que aúna Cardiología y Ginecología. Esta realidad asistencial encuentra la respuesta más adecuada en la Unidad de Cardiología de la Mujer del HM Nuevo Belén, ya que dispone de equipos específicos sensibilizados con esta realidad. Además, el centro, que se orientaba a la Maternidad y el cuidado del embarazo, recoge toda esa experiencia previa y la complementa, en este caso con cardiología. Aunque el denominado Hospital de la Mujer trasciende la maternidad existente para ofrecer una cobertura integral a la mujer en todas las etapas de su vida denominada Salud en femenino.

De hecho, desde 2019 se abordan en el Hospital Universitario HM Nuevo Belén el resto de patologías que son susceptible de afectar al género femenino como Cirugía General, Plástica y Vascular, Oncología, Psiquiatría, Urología, Dermatología, Fertilidad, Medicina Interna, Traumatología General, de la Mano y del Pie, Unidad del Dolor y Neurología.

14 sep 2021 / 17:54
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.