El Correo Gallego

Verano

DE FIESTA EN TRAJE... DE BAÑO

Noia tembló con la ‘ira dei’ de Mägo de Oz, que reunió a más de 5.000 fieles

Cheo Amado logró hacerse una foto con la banda a la que sigue desde hace 20 años // El grupo no defraudó con su espectáculo y llenó el patio del IES Campo de San Alberto // El concierto era benéfico y la recaudación será para Cruz Roja, Cáritas y la unidad de Pediatría del Hospital Clínico // Biberones y hasta tangas en la tienda de merchandising

Adán, segundo por la izqda., y, Cheo, cuarto por la dcha., con Mägo de Oz - FOTO: Suso Souto
Adán, segundo por la izqda., y, Cheo, cuarto por la dcha., con Mägo de Oz - FOTO: Suso Souto

SUSO SOUTO NOIA  | 25.08.2019 
A- A+

A mediados de 1988 se empezó a fraguar por las calles del madrileño barrio de Begoña lo que llegaría a ser una de las bandas internacionales más importantes del heavy metal. Jesús María Hernández Gil, artísticamente bautizado como Txus di Fellatio, comenzó a armar la formación que inicialmente se llamó Transilvania 666 (en honor a La Doncella de Hierro, es decir, a los ingleses Iron Maiden) y que en 1989 adquiría definitivamente el nombre de Mägo de Oz.

La mencionada banda, que cumple, pues, treinta años con tal denominación, actuó la noche del viernes en el patio del IES Campo de San Alberto de Noia, en el marco de las fiestas de San Bartolomeu.

La entrada costaba dos euros y el concierto era benéfico. La recaudación de la taquilla y la de la barra instalada en el recinto se destinará a Cáritas, a Cruz Roja y a la unidad de Pediatría del Hospital Clínico.

El grupo (que tuvo como teloneros a Aullido) ofreció un espectáculo de alto nivel ante 5.300 personas.

Y, entre ellas, estaba el que probablemente sea su fan número uno en Noia: Cheo Amado, que cumplió su sueño de fotografiarse con la formación musical a la que lleva viente años siguiendo por toda España y cuyo logo lleva tatuado en su hombro izquierdo.

Un sueño que compartió con sus amigos Lorena Costoya, también noiesa, y Adán Cernadas, de O Son.

Y doy fe de que es uno de los seguidores incondicionales, porque, además de llorar un poquito por la emoción del momento, se dirigió a cada uno de los integrantes por su nombre: Josema Pizarro, Javi Díez, Fernando Mainer, Frank, Patricia Tapia, Txus di Fellatio, Javier Domínguez Zeta, Carlitos, Carlos Prieto Moha y Manuel Seoane.

Otro que lleva años siguiéndoles (cuatro, concretamente) es Carlos Hernán, un argentino afincado en Madrid que estaba al frente del puesto de merchandising oficial de Mägo de Oz y que su empresa tiene en exclusiva desde más de una década. También él les sigue a todas sus actuaciones comercializando camisetas, sudaderas, gorras, chapas, mecheros, pulseras... y hasta biberones y tangas con los emblemas identificativos de la banda.

La del viernes era una noche para beber en compañía y disfrutar de la buena música. Por eso no quería yo olvidarme de reconocer el trabajo del ejército de más de una treintena de voluntarios que atendieron la barra durante la noche.

En cuanto al show, sonaron los temas de su último trabajo, lanzado el pasado mes de marzo y titulado Ira Dei, con un formato de disco doble formado por dieciocho canciones.

Sobre el escenario hubo llamaradas de rítmico fuego y proyecciones, como la foto de la actriz porno Apolonia Lapiedra crucificada. El disco está siendo un éxito de ventas en España y también en México, a donde el grupo viajará el 7 de mayo de 2020.

Y, en el otro extremo del epicentro festivo, lo daba todo en la verbena la orquesta Olympus. En cuanto al programa para hoy domingo, disfruten de la Festa da Empanada (no se pierdan la de maíz con berberechos) a la una de la tarde en la Praza da Constitución. Por la noche habrá actuaciones de Grupo Maestro, de la París de Noia y de Oswaldo by Momboi.

noia tembló con la 'ira dei' de mägo de oz, que reunió a más de 5.000 fieles