CORONAVIRUS

Los casos de Covid repuntan a las puertas de la vuelta al cole: ¿qué hacer si doy positivo ahora?

El final del verano está marcado por el aumento de casos de COVID-19 por la aparición de una nueva subvariante de ómicron

La venta de test de autodiagnóstico ha aumentado un 174% en las últimas semanas ante la escalada de contagios

La nueva subvariante Eris (EG.5) es más contagiosa y transmisible

Los casos de COVID repuntan a las puertas de la vuelta al cole: ¿cuáles son los nuevos síntomas? ¿qué hago si me contagio?

Los casos de COVID repuntan a las puertas de la vuelta al cole: ¿cuáles son los nuevos síntomas? ¿qué hago si me contagio? / Marta Fernández Jara - Europa Press

Rafa Sardiña

Rafa Sardiña

"El Covid sigue aquí, está circulando y lo continuará haciendo". Así de tajante es a 'Guias de Salud' el doctor Quique Bassat, epidemiólogo e investigador ICREA en el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal).

El pasado mes de mayo, tres años después de desatar una alarma internacional, la Organización Mundial de la Salud (OMS) decretó el fin de la emergencia por la COVID-19.

Y cuando parecía que ya habíamos olvidado las terribles consecuencias de esta enfermedad infecciosa (121.760 fallecimientos, según las cifras oficiales), el coronavirus ha vuelto este verano con fuerza. 

Y un repunte a las puertas de la vuelta al cole, aunque el regreso a las aulas no tiene porqué suponer la "puerta de entrada de más contagios", ya que "los niños son menos transmisores que los adultos".

Los datos de la consultora IQVIA revelan que la venta de test de antígenos en las farmacias españolas ha experimentado una escalada del 174% frente a las cifras de finales de junio.

Este repunte coincide con la aparición en las últimas semanas de la nueva subvariante de ómicron, Eris (EG.5), que ya mantiene vigilada la OMS. 

Mucho más contagiosa y transmisible, esta subvariante está detrás del aumento de ingresos hospitalarios, especialmente, mayores y pacientes con patologías previas. No obstante, como explica a este portal el especialista, "no es realmente preocupante y sin peligro de mayor mortalidad".

  • "La aparición de estas nuevas variantes son más infecciosas, pero no tienen más riesgo de enfermedad grave. Preocupación, no; monitorización, sí".

Aumentan los ingresos por COVID

Sin embargo, como estamos ya ante una infección respiratoria más, no hay informes del Ministerio de Sanidad para saber cuál es la situación epidemiológica actual. 

Los casos de COVID-19 se monitorizan a través del Instituto de Salud Carlos III, que indican que desde la semana del 21 al 27 de agosto se ha producido un aumento de la actividad en hospitales y Atención Primaria. 

De hecho, la tasa en AP es de 130,2 casos por cada 100.000 habitantes, lo que supone un aumento de casi el 70%.

Cataluña, epicentro de la nueva ola

Cataluña, epicentro de la nueva ola

Una de las comunidades autónomas más azotadas por esta nueva ola es Cataluña, donde el número de ingresados por COVID-19 es de 474.

Desde el Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Cataluña se pide la implicación de los dentistas para "luchar contra la propagación del virus".

"Recordemos que para evitar contagios es fundamental seguir las medidas y protocolos de contención y protección como el uso adecuado de la mascarilla (FFP2) y técnicas de barrera, así como la ventilación frecuente. Recomendamos ponerse la nueva vacuna de refuerzo, que empezará a administrarse en septiembre. Esta vacuna va dirigida a combatir la subvariante XBB. Así pues, se prevé que sea efectiva contra el sublinaje de esta BA.5 (ERIS)".

Preocupa, y mucho, la tasa de hospitalización en los mayores de 64 años, que se sitúa en 3,2 casos por 100.000 habitantes.

Variante EG.5, ¿han cambiado los síntomas?

Aunque aún no hay estudios oficiales que confirmen cuáles son los síntomas más característicos de esta variante, denominada Eris, todo parece apuntar que la sintomatología poco ha cambiado desde la irrupción de ómicron. Así, las manifestaciones clínicas de la COVID-19 en la actualidad son:

  • Dolor de garganta
  • Tos seca
  • Moqueo
  • Estornudos
  • Cefalea
  • Dolor muscular y articulaciones

Al igual que ocurre en otras infecciones respiratorias, estos síntomas también pueden estar acompañados de otros como fiebre, cansancio o malestar general, anosmia (pérdida de olfato) o afonía.

Pese a que se han observado aumentos concurrentes en la proporción de hospitalizaciones por EG.5 y la COVID-19 (menores que en oleadas anteriores) en países como Japón y Corea del Sur, "no se han establecido asociaciones entre estas hospitalizaciones y la EG.5", insiste la Organización Mundial de la Salud.

¿Quién debe hacerse el test de antígenos?

Las medidas para hacer frente al virus han cambiado sustancialmente desde su

. Ahora no hay ni cuarentenas, ni uso obligatorio de mascarilla (ya solo es una recomendación) ni bajas laborales.

Los test de antígenos (a la venta en farmacias) se han convertido en la prueba más rápida para salir de dudas ante la más mínima sospecha de contagio. De ahí, que se haya disparado su venta.

Por eso, el doctor Bassat recomienda que "si alguien sospecha que está infectado por la COVID-19, lo primero que tiene que hacer es confirmar el diagnóstico, y quedarse en casa en la medida de lo posible. Y usar mascarilla para evitar la propagación".

Y, por supuesto, evitar el contacto con personas vulnerables.

¿Nos tendremos que volver a vacunar?

El Ministerio de Sanidad, por segundo año consecutivo, incluirá una dosis de refuerzo contra la COVID en la próxima campaña de vacunación de la gripe.

Es una recomendación dirigida a la población mayor de 60 años, así como a cualquier paciente de riesgo, ya sea por presentar enfermedades previas como a los convivientes de estas personas. 

También se extiende a las embarazadas, en cualquier trimestre de gestación y hasta los seis meses tras el parto. Por tanto, esta vacuna de refuerzo no está dirigida a la población en general, como sí ocurrió con las primeras vacunas contra el coronavirus, sino para los pacientes con más riesgo de presentar complicaciones.