NUTRICIÓN

Los cinco alimentos que refuerzan el sistema inmune de cara al otoño

Algunas frutas, los pescados azules o los frutos secos tienen un papel fundamental en el fortalecimiento del sistema inmune.

Queda apenas un mes para que llegue el otoño y durante esa época del año el clima se vuelve muy cambiante.

Días de sol y calor se alternan con otros donde bajan las temperaturas y, con mucha suerte, incluso llueve. Esto provoca unos cambios bruscos de temperatura responsables en algunas ocasiones de catarros, resfriados y gripes

Así que hay que prepararse para prevenir estas enfermedades estacionales. Y para hacerlo es fundamental reforzar el sistema inmunitario. ¿Cómo hacerlo? Pues la forma más sencilla es a través de la alimentación

Y no se trata de plantear un cambio radical de nuestra forma de comer, tal y como explica Isabel Sánchez, nutricionista de bluaU de Sanitas:

  • “Con pequeñas variaciones en los ingredientes de nuestra dieta habitual, se puede mejorar sustancialmente el funcionamiento de nuestro sistema inmunitario”. 
Día de la Nutrición: ¿Qué enfermedades puedes prevenir con una dieta saludable y variada?

Hacer pequeños cambios en nuestra dieta puede mejorar nuestro sistema inmunológico / Freepik

5 alimentos esenciales para reforzar el sistema inmune

Estos pequeños cambios se consiguen incluyendo en las comidas un listado de alimentos que Isabel Sánchez explica y que nunca deben faltar en el plato para tener un sistema inmunitario fuerte:

Frutas

En cualquier dieta saludable es imprescindible la presencia de una buena ración de fruta.

Pero a la hora de reforzar el sistema inmune la nutricionista señala cuatro frutas esenciales:

  • Arándanos,
  • Kiwi,
  • Papaya
  • Sandía

Estas frutas combinan un altísimo aporte de vitaminas C, K y D, además de antioxidantes y potasio, fundamentales para combatir las infecciones.

Pescados azules

Rodaballo, atún, caballa, salmón, boquerones, pez espada… Son algunos de los pescados azules que aportan ácidos grasos Omega-3, muy beneficiosos por su poder antiinflamatorio. 

Y no solo pescado azul, también los mariscos (mejillones, ostras o cangrejos) son beneficiosos para el sistema inmune por su alto contenido en zinc.

Las bacterias del kéfir estimulan la creación de defensas naturales.

Las bacterias del kéfir estimulan la creación de defensas naturales. / Andres Victorero. Adobe Stock.

Frutos secos

Si queremos realizar un pequeño picoteo entre horas, conviene asegurarse de que sirva para conseguir un aporte nutricional útil, como son las almendras, pistachos o nueces, que aportan vitamina E, son saciantes y ayudan a mejorar la salud cardiovascular.

Hortalizas

Otro de los ingredientes esenciales en cualquier dieta rutinaria son las hortalizas.

Entre ellas, la nutricionista de Blau Sanitas señala el pimiento rojo como uno de los mayores aliados del sistema inmunitario, al ser una de las verduras más ricas en vitamina C. Gracias a su versatilidad, se puede añadir a una gran variedad de platos. 

Pero no son las únicas. La experta indica que vegetales como el brócoli, espinacas o champiñones, también contribuyen a reforzar la inmunidad y ofrecen una gran versatilidad para acompañar a carnes, arroces o pescados.

Yogur kéfir

Se trata de un tipo de fermentado de la leche que conserva muchas bacterias que convierten la lactosa en ácido láctico, y que actúan a modo de escudo protector para el sistema inmunitario y estimula la creación de defensas naturales. 

Eso sí, lo mejor es consumirlos en su forma natural, sin aromas o azúcares añadidos. Para complementarlo, se le puede añadir germen de trigo o algunas de las frutas mencionadas anteriormente.

Aumentando la presencia de estos alimentos en la dieta, que tienen cabida en muchísimas recetas, el sistema inmunitario se verá muy reforzado y se reducirán notablemente las posibilidades de padecer alguna de las enfermedades propias del otoño.