El debut del Obradoiro en competición europea fue un hecho histórico, pero lo que lo hizo más especial es que un canterano estuvo en el partido. Sergi Huguet fue uno de los héroes del equipo y fue el representante de la cantera en el hito.

El curso pasado estuvo cedido en LEB Oro y ahora está jugando en una competición europea. ¿Fue algo inesperado?

El año pasado me fui para coger experiencia y minutos en la LEB Oro. Mi objetivo era intentar volver este año, y cuando me enteré que además teníamos la oportunidad de poder estar en una competición europea, me puse muy contento. Es un plus el poder tener más partidos. El jugar contra equipos de toda Europa es muy atractivo para nosotros, los viajes, conocer equipos de fuera... Es una cosa que me hacía mucha ilusión y aquí estamos, luchando para conseguirlo.

¿Cómo fue el debut europeo?

Muy feliz. La verdad que estuvimos muy bien en el partido desde el primer momento, defendiendo muy bien. Creo que eso fue clave. Cuando tuve la oportunidad de salir, traté de ayudar al equipo con lo que estaba haciendo, defendiendo e intentando ayudar con mis tiros, con mis oportunidades.

¿Qué le pide Moncho?

Que esté preparado en cualquier momento del partido para ayudar al equipo, que intente tomar las mejores decisiones y que ayude en lo que se me da mejor, en tener mis tiros. También ayudar mucho en defensa y que esté allí cuando él me necesite.

¿Qué le ha llamado más la atención de Antalya?

La temperatura está súper bien y estamos en un hotel que tiene unas instalaciones muy buenas. La comida también es genial, estamos muy a gusto justo a pie de playa. El pabellón también es una pasada, la verdad. Estamos muy a gusto todo el grupo

¿Con el tiempo veremos a más canteranos en el primer equipo?

Seguro que sí. Al final, es súper importante para los clubes sacar jugadores de la cantera. Creo que si los jugadores trabajan y están preparados para cuando venga la oportunidad, estoy seguro de que habrá muchos.