El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Deportes | deportes@elcorreogallego.es  |   RSS - Deportes RSS

Compostela, cuna del rugby gallego

Estudiantes de Medicina y de Ciencias se midieron en 1936 en el primer encuentro de la autonomía entre jugadores locales // El Santiago recordó esa fecha este sábado con un amistoso simbólico frente al Lalín

AYER... Integrantes del equipo de Medicina que en 1936 ganó el primer partido disputado en Santiago
Ver galería
AYER... Integrantes del equipo de Medicina que en 1936 ganó el primer partido disputado en Santiago

ÓSCAR DE LA FUENTE   | 30.04.2018 
A- A+

Marrozos acogió el sábado un encuentro simbólico y especial organizado por el Santiago Rugby Club. Reforzado con jugadores compostelanos que militan en otros equipos, se enfrentó al Rugby Lalín (victoria visitante por 14-38) en un amistoso que conmemoraba una fecha muy destacada en la historia de este deporte en Galicia. El 26 de abril de 1936 se disputó el primer encuentro entre jugadores locales de la historia de la autonomía. La ardua labor investigadora de Juan Couselo Fernández, aficionado y gran estudioso del rugby, halló en la hemeroteca un dato chocante. Ese día, en la Residencia, se midieron estudiantes de la Facultad de Medicina y de la Facultad de Ciencias. Ahora, 82 años después, el Santiago celebra la efeméride.

"Me sorprendió totalmente encontrar ese dato. Se sabe que es muy posible que el primer partido de rugby jugado en España se disputase en A Coruña a inicios de los años diez del siglo XX, pero con jugadores de fuera", relata Couselo. A los tripulantes de los buques ingleses o alemanes que llegaban a Vigo, Ferrol o A Coruña se les realizaban homenajes que en ocasiones incluían partidos de rugby, pero entre los propios navegantes o entre estos y "atletas locales que no tenían ni idea". "Tenía la esperanza de encontrar que esa gente acabó desplazándose a Santiago, pero no fue así. El rugby llega a Galicia pero no cuaja, no se constituye ningún club o estructura, pero en Santiago sí se afianza en el contexto de la Universidade".

¿Y cómo fue posible? Hay dos figuras básicas, el catedrático de ciencias catalán Fernando Calvet y otro profesor argentino del que hay menos referencias. Calvet se desplazó a Inglaterra y cuando se afincó en la capital gallega comenzó a diseñar una estructura. "Fue el primer formador. Se conformó un grupo que estuvo entrenando desde noviembre de 1934, con la intención de llegar a lo que equivaldría a federarse hoy en día. Encargan a un estudiante de Medicina que constituya el equipo, y ese es Gerardo Fernández Albor, que tenía 17 años". El posterior médico y presidente de la Xunta también fue protagonista en el primer encuentro. No llegó a buen puerto la intención de crear otro equipo en Vigo para competir contra Santiago, y así en abril de 1936 se decidió que se enfrentasen en la Residencia los estudiantes de Medicina y los de Ciencias. Ganaron los primeros.

Fernando Blanco
... Y HOY Jugadores del Santiago (de amarillo) y del Lalín en el encuentro del sábado
FOTO: Fernando Blanco

 


UN PARÉNTESIS. Con la Guerra Civil que comenzó tres meses más tarde hubo un lógico paréntesis, pero el rugby volvió con fuerza a Santiago. En 1943 se retomó bajo las alas del Sindicato Español Universitario (SEU). Aunque no había Campeonato Gallego, ese año participó en el de España: superó al SEU de Vigo en la primera ronda, y a continuación fue derrotado en la Residencia por el Real Madrid. Pasaron las décadas y el equipo del SEU pasó a ser el del Club Deportivo Universitario. "Fue la representación del rugby en Santiago durante muchísimo tiempo, hasta entrado el siglo XXI", explica Couselo, aunque no fue la única. En los años 60, incluso la SD Compostela llegó a competir en el Campeonato Gallego.

Tras unos años en los que este deporte se quedó huérfano de clubes, en 2009 surgió el Gallaecius que dos años después cambió su nombre al actual Santiago Rugby Club. Su presidente, José Pérez, acogió con entusiasmo la investigación de Couselo. "Me dijo: me tienes que ir informando de esto, es una pasada, vale oro", cuenta este último. "Nosotros estábamos investigando y nos remontábamos a los 80 o los 90 pero gracias a Juan descubrimos que el rugby en Santiago viene de muy atrás", apunta Pérez, cuya intención es dar continuidad a la iniciativa. "En años posteriores queremos hacer un partido con ropa y balones antiguos. Creo que irán apareciendo más fechas señaladas", confía el presidente. Esa es una vertiente, la otra es divulgar la historia con un libro y una pieza audiovisual. Hoy son solo proyectos.