Santiago
+15° C
Actualizado
viernes, 28 enero 2022
10:07
h

Cinco radares gallegos figuran entre los 50 que más multan en España

El que más infracciones impone está en la avenida de Alfonso Molina en la entrada de A Coruña// Hay otro en la Autovía del Cantábrico en Lugo, dos en el áres de Vigo y el quinto en A Cañiza

Durante el año 2020, los radares de la DGT formularon 2.460.056 denuncias por exceso de velocidad. Ello supone un descenso del 17,46% sobre las realizadas en el mismo periodo del año anterior (2.944.111), según revela un estudio realizado por Automovilistas Europeos Asociados (AEA). Este descenso en el número de denuncias formuladas el año pasado se produce dentro del contexto de la pandemia del COVID-19 y las limitaciones a la movilidad impuestas para frenar su propagación, que determinaron una reducción en los desplazamientos por carretera de un 25%.

Cinco radares ubicados en las carreteras gallegas aparecen en la lista negra de los que más multan destacando el situado en el kilómetro 3 de la AC-11, la entrada/salida de A Coruña por Alfonso Molina en el tramo que anteriormente correspondía a la N-550 donde la velocidad está limitada a 50 kilómetros por hora pero el pasad año 19.326 conductores fueron cazados sobrepasándola con creces; casi tres veces más que los 7.513 de 2019 a pesar de que durante el 2020 hubo un largo confinamiento y restricciones a la movilidad; es decir, menos coches pero a más velocidad. La caída que se registro en España debido a la pandemia no se notó en este tramo en el que, aparte de radar fijo, hay cámara de control de tráfico de la DGT.

El siguiente punto negro por exceso de velocidad en Galicia corresponde al radar instalados en la A-8, la autovía del Cantábrico. En este caso es de tramo y se inicia en el kilómetro 545 correspondiente a la subida de Mondoñedo hacia Abadín; son 4,7 kilómetros subiendo hacia el alto del Fiouco, en los municipios de A Pastoriza y Mondoñedo. El año pasado cazó a 14.289 fitipaldis que superaban los 100 kilómetros/hora de límite de velocidad.

Tres controles en la provincia de Pontevedra figuran a continuación en la lista de los 50 más infractores. Dos de ellos están situados en los puntos kilométricos 9 y 11 de la A-55 y son habituales año tras año. Están en el municipio de Mos, el primero en la curva de Tameiga, en zona en pendiente y de intenso tráfico, con muchos vehículos pesados y enlaces a otras vías. La velocidad máxima autorizada en ese punto es de 60 km/h. Aquí fueron detectados superando esa cota 14.023, casi seis mil más que el año anterior aunque lejos de las casi 50.000 denuncias del récord que alcanzó en el año 2015 cuando era el cuarto que más multaba de España. En 2019 había pillado a 8.486. el que está situado dos kilómetros más adelante denunció a 13.329 personas frente a las 2.725 del ejercicio anterior.

El quinto de los dispositivos con mayor actividad, el único que redujo infracciones en tiempos de pandemia en Galicia, se instaló en el kilómetro 282 de la A-52, la Autovía Rías Baixas y es otro habitual en esta lista de la AEA. . Se trata del radar ubicado a la salida del túnel de O Folgoso, en A Cañiza, en sentido Vigo, y multó a 11.100 conductores mientras que en el ejercicio anterior habían sido 15.877. En 2018 fueron 17.376 y en 2017 se llegó a 17.415 sanciones.

Por comunidades autónomas, el nuevo informe de AEA destaca que los radares más activos se han localizado en Andalucía, con 519.254 denuncias formuladas y que representan el 21% del total; en la Comunidad Valenciana, con 317.381 denuncias (12,9%) y en la Comunidad de Madrid, con 284.281 (11,5%). Por el contrario, los radares situados en La Rioja (29.107), Navarra (41.751) y Cantabria (44.138) son los que menos denuncias contabilizaron.

Respecto de los radares que más denuncias formularon en 2020, AEA señala en su informe que el radar más activo de España se encuentra ubicado en el km. 246 de la A-7, en Málaga, con un récord de 48.771 denuncias, lo que supone un incremento en su actividad de un 350% respecto del mismo periodo del año anterior (13.927 denuncias).

50 radares ponen casi la mitad de las multas en España

También AEA destaca en su estudio que solo 50 radares, de los cerca de mil que dispone la DGT, formularon el 38,25% del total de denuncias (941.061). De ellos, veintiséis ya aparecían en el ranking de cinemómetros más activos del año anterior. Los otros veinticuatro se sitúan en nuevos emplazamientos.

A la vista del importante número de denuncias formuladas, a pesar de la reducción de los desplazamientos, mayoritariamente en autopistas y autovías y no en las carreteras secundarias donde se producen el 70% de los accidentes con víctimas, el presidente de AEA, Mario Arnaldo, considera que “la DGT debería replantearse su política de radares, ya que no se está consiguiendo el objetivo de evitar los excesos de velocidad, ni los accidentes, convirtiendo los radares en meros instrumentos de recaudación”.

24 jun 2021 / 09:29
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.