Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 29 enero 2023
11:43
h

Feijóo se despide en el Parlamento y promete seguir sirviendo “á terra nai”

El titular de la Xunta formalizará su dimisión esta semana // Pide disculpas por los errores cometidos y atribuye a los gallegos los aciertos en la pandemia y para afrontar la crisis

En las notas del discurso que llevaba preparado, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, remarcó ayer con un círculo dos ideas. La primera, “foi un honor”. La segunda, “gracias”. A mano escribió otras que pronunció al final de su despedida en el Pazo do Hórreo como presidente de la Xunta y diputado autonómico: “Servir a Galicia”. “Servir a todos os galegos”. “Alá ou acolá, onde me atope”. “Seguirei servindo á terra nai”. Feijóo hilvanó sus anotaciones y cerró así el epílogo con el que se despidió tras dieciséis años de parlamentario en la Cámara autonómica, a la que ayer acudió para su “derradeira” sesión de control como titular del Ejecutivo. Esta semana –es problable que mañana– formalizará su dimisión ante el presidente del Parlamento, Miguel Santalices, y se activará formalmente el proceso para su sucesión al frente de la Xunta, que deberá concluir a mediados del mes de mayo. Si se sigue el calendario previsto, el vicepresidente primero, Alfonso Rueda, tomará posesión como presidente en sesión plenaria el sábado 14 de mayo.

Todos en las bancadas de los diputados esperaban que Feijóo dijese algo sobre su salida institucional. Pero el presidente retuvo hasta el final de su respuesta a la oposición, ya en el tiempo de descuento, las palabras de despedida. El discurso del adiós, o el del hasta luego, podría resultar complicado de pronunciar tras un debate de duros reproches en una y otra dirección. Pero Pontón se lo puso fácil. “As formas son importantes e parece ser que é a súa última sesión de control, polo que quero transmitirlle o meu respecto institucional como presidente. Entenderá que non o faga no político, pero deséxolle toda a sorte e o mellor no persoal”, le dijo la nacionalista.

Feijóo recogió el guante en la misma dirección. Primero quiso manifestar el reconocimiento a todos los diputados “sin excepción”. Hizo especial mención de los 17 portavoces con los que tuvo ocasión de debatir en sus 16 años en O Hórreo –tres en la oposición y 13 en el gobierno–, pero recordó con especial cariño al nacionalista Francisco Jorquera y a los socialistas José Luis Méndez Romeu y Xoaquín Fernández Leiceaga. También, en las filas de su partido, a Manuel Ruiz Rivas y Pedro Puy. Luego la gratitud “especial e infinita” se la quiso demostrar a Galicia entera. “Se estiven trece anos neste escano –como presidente– foi porque os galegos confiaron en nós”, destacó, aludiendo así a las cuatro mayorías absolutas conseguidas desde que en 2009 desplazó al bipartido del poder.

Feijóo también aprovechó su discurso de despedida para pedir disculpas por los errores cometidos –“máis dos que me gustaría”, dijo– y, a los diputados de la Cámara, por las “expresiones” que no gustasen o pareciesen excesivas en el fragor de los debates parlamentarios. “Con humildade” quiso asimismo ensalzar los aciertos, que extendió a la sociedad gallega durante la pandemia y para afrontar la crisis económica y financiera. En este punto, la mención especial se la llevaron la comunidad educativa y sanitaria.

“Reconfortado” por el reconocimiento recibido, Feijóo proclamó ante el Pleno haber sido “feliz” durante sus años de diputado y prestando servicio a los gallegos. “Levo con orgullo a condición de galego”, subrayó. Y se comprometió entonces, siguiendo sus anotaciones escritas a mano, a llevar el compromiso de luchar por los intereses de Galicia “alá ou acolá”. “Seguiremos servindo á terra nai”, concluyó. Llegaron entonces los aplausos, los abrazos y las despedidas a uno y otro lado del hemiciclo. Los dos portavoces de la oposición se acercaron a su escaño para hacerlo en persona.

Último consello de la Xunta. El de Os Peares afrontó ayer su primer adiós institucional como jefe del Ejecutivo autonómico, pero aún no será el definitivo. Hoy tendrá que presidir su último Consello de la Xunta y es probable que su dimisión se haga oficial el viernes. A partir de ahí ejercerá como presidente en funciones, al igual que todo su gobierno. El presidente del Parlamento, Miguel Santalices, será el encargado de activar el calendario para la proclamación del próximo presidente de la Xunta. El proceso sucesorio debería concluir, tal y como anunció en reiteradas ocasiones el propio Feijóo, a mediados del mes de mayo.

Será entonces, poco más de trece años después de su primera toma de posesión , en 2009– cuando se ponga fin a la ‘era Feijóo’. El líder del PP ganó por primera vez las elecciones en Galicia el 1 de de marzo de 2009 con una mayoría ajustada que le permitió expulsar de San Caetano a la coalición de gobierno formada por el PSdeG (con Emilio Pérez Touriño como presidente) y BNG (con Anxo Quintana como vicepresidente). El de Os Peares revalidó y amplió as sus mayorías absolutas en otros tres comicios consecutivos, el último celebrado en julio de 2020, en un contexto marcado pola pandemia del coronavirus.

proceso en el partido. Paralelamente a la sucesión en la Xunta, el PP gallego ha puesto ya en marcha su propio proceso para la elección de su nuevo presidente, cargo que Núñez Feijóo tuvo que abandonar, tal y como marcan los estatutos, para relevar a Pablo Casado en el PP nacional.

También en ese cargo el sucesor será Alfonso Rueda que, tras recabar el apoyo de los presidentes provinciales del partido, iniciará este mismo fin de semana una campaña con la que quiere dar a conocer su proyecto a toda la militancia. Rueda Valenzuela será elegido presidente del PPdeG en el el 18º Congreso extraordinario, convocado para los días 21 y 22 de mayo en Pontevedra, su ciudad natal.

28 abr 2022 / 00:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.