Santiago
+15° C
Actualizado
viernes, 27 enero 2023
16:19
h

Galicia es la tercera comunidad con mayor déficit en plazas de residencias para mayores de 65 años

Un informe de la Asociación estatal de directivos y gerentes de servicios sociales referente a 2020 dice que se necesitarían 14.331 plazas más // En España faltan 75.699 para alcanzar la ratio de 5 % que establece la OMS // El 63,2 por ciento en el conjunto territorial son de financiación pública

La comunidad gallega con un total de 20.371 plazas en residencias de mayores en el año 2020 (12.705 públicas y 7.669 privadas) tiene un déficit de 14.331 plazas residenciales para alcanzar la ratio de 5 por cada 100 personas mayores de 65 años que establece la OMS. En los últimos diez años, el mayor número de plazas se registró en 2012 con 23.381. Un año antes de la pandemia por el covid había en Galicia 19.482, 889 menos que en 2020.

Sólo hay dos comunidades con mayor déficit de plazas que la gallega. Estas son Andalucía y Comunidad Valenciana con 30.236 y 22.860 plazas respectivamente. Mientras que en cinco Comunidades hay un exceso de plazas, destando Castilla y León, con 17.541.

Así lo pone de manifiesto un informe de la Asociación estatal de directivos y gerentes de servicios sociales, elaborado con cifras del Inserso.

NOTABLE INCREMENTO DEL NÚMERO DE MAYORES DE 65 AÑOS Y POCAS NUEVAS PLAZAS En el conjunto del territorio había al finalizar 2020 , 389.677 plazas residenciales para personas mayores, sólo 643 más que un año antes. La ratio de cobertura por cada 100 mayores de 65 años, bajó de 4,22 a 4,19 en un año. Faltan 75.699 plazas residenciales para alcanzar la ratio de 5 por cada 100 habitantes mayores de 65 años, que establece la OMS. Y no menos de 62.000 plazas sólo para atender la demanda actual de personas en Dependencia Severa o Grandes Dependientes que están en lista de espera

Del total, el 64% de las plazas están financiadas por el Sistema de Atención a la Dependencia. Pero son 1.720 plazas menos que las que financiaba al comienzo de la pandemia (febrero 2020). El Ministerio de Derechos Sociales presenta un “Acuerdo sobre criterios comunes de acreditación y calidad” en materia residencial sin incorporar una memoria valorativa de las inversiones necesarias para la cobertura de centros ni sus costes.

El incremento de 643 plazas residenciales en 2020 supone solo un 0,2% respecto al año anterior. Teniendo en cuenta el incremento del número de personas mayores en España, el índice de cobertura (plazas por cada 100 personas mayores de 65 años), se redujo, como vino ocurriendo en los últimos ocho años, con una bajada de 0,43 puntos. Cabe destacar que entre 2010 y 2020 el número de personas mayores de 65 años se incrementó en 1,5 millones, mientras que el número de plazas residenciales sólo aumentó en 20.872.

Los 5.529 centros residenciales que había en España al finalizar 2020 son 13 menos que el año anterior, lo que confirma el estancamiento del sector. Los centros públicos son 1.451 (16 más que el año anterior), y los privados 4.078 (29 menos que antes de la pandemia). El resultado es un mayor déficit de plazas residenciales año a año: si en 2014 faltaban 53.103 plazas para alcanzar la ratio del 5%, en el último año este déficit alcanzó las 75.699.

Según datos oficiales (Estadísticas SAAD. Noviembre 2021. IMSERSO) hay en lista de espera 91.729 personas con Grado II y III, más 67.000 pendientes de valorar y que previsiblemente obtendrán uno de esos grados, lo que eleva el numero hasta las 158.729 personas, de las cuales, aplicando también los porcentajes actuales de personas atendidas, cuatro de cada diez demandarían un servicio residencial en plaza pública, concertada o en prestación vinculada a ese servicio. De ahí la estimación de que serían necesarias entre 62.000 y 63.000 plazas residenciales sólo para atender la demanda la lista de espera (Limbo) de la dependencia.

CASI DOS DE CADA TRES PLAZAS RESIDENCIALES DE MAYORES EN ESPAÑA SON DE FINANCIACIÓN PÚBICA El 63,2% de las plazas residenciales son de financiación pública. Ello incluye plazas en centros públicos, plazas concertadas en centros privados, y plazas que se financian con la prestación vinculada al servicio. Este porcentaje ha ido aumentado ligeramente en los últimos años, de manera que al finalizar 2020 suponían 2,65 por cada 100 personas mayores de 65 años. Las Comunidades con mayor cobertura de plazas de financiación pública son Castilla y León y Castilla La Mancha, seguidas de Aragón y Extremadura. Las Comunidades con menos plazas de financiación pública son Canarias y Murcia, que no alcanzan un 1,5%. Madrid es la única Comunidad donde las plazas exclusivamente privadas tienen una cobertura mayor (2,5%) que las de financiación pública (1,86%). Resulta significativo que un año y nueve meses después del inicio de la pandemia, aun no se hayan recupero el número de plazas residenciales en el Sistema de Atención a la Dependencia: en febrero de 2020 eran 171.119, y en noviembre de 2021, 169.399 es decir, 1.720 plazas menos.

El tamaño medio de los centros (número medio de plazas por centro) es de 70,5. Alcanzando en Madrid su máximo 110 y en Extremadura el mínimo 46.

10 ene 2022 / 10:42
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.