Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 03 junio 2020
02:40
h

Carrera de obstáculos para reciclar los fines de semana

En la capital gallega los contenedores están a rebosar los domingos y festivos // En muchas ocasiones no es posible ni levantar la tapa del colector, atascada de bolsas // Se necesita cuanto antes un cambio en el modelo de recogida

    Los tiempos cambian y parece que en lo relativo a la concienciación ambiental y a la preocupación por el planeta es a mejor. Estamos cada vez más concienciados de las repercusiones del ser humano sobre la naturaleza y de la importancia de aprender a reducir y a gestionar nuestros residuos. No hacen falta estudios, informes o estadísticas para comprobar que esto es así.

    Hace no tantos años no era nada frecuente separar la basura en nuestra propia casa y que lleváramos nuestros residuos a dos, tres o incluso cuatro contenedores diferentes. No existía cultura del reciclaje y no separábamos los residuos ni en el colegio, ni en los centros de trabajo ni en las casas amparándonos en un falso mito -lamentablemente todavía existente- de que en las plantas de gestión se volvían a juntar todos los residuos.

    Parece que esos años en lo que lo normalizado era tirar todo a la misma bolsa de basura se quedaron atrás. Existe cada vez una mayor conciencia ambiental que propicia que aunque estos falsos mitos estén todavía presentes, los ciudadanos hagamos cada vez un mejor uso de nuestros residuos. Para constatar esto basta con pasear a última hora del día, justo antes de la recogida de basuras, por cualquier calle de la ciudad y comprobar la gran cantidad de residuos que hay apilados contra los contenedores de cartón o plástico. Desde luego, algo impensable hace solo unas décadas.

    Sin embargo, pese a que estamos cada vez más concienciados y que vamos en el buen camino, existe todavía margen de crecimiento y mejora. Prueba de ello es que si este mismo paseo se lleva a cabo durante una jornada festiva o durante el fin de semana la escena es bien diferente. La actual situación del sistema de recogida de basura en la capital gallega complica la tarea de reciclar algunos días y propicia que cada vez sea más frecuente encontrarse con restos, principalmente plásticos, acumulados contra el contenedor.

    Ciertamente en algunos casos ni siquiera es posible levantar la tapa del colector porque está totalmente atascada de bolsas. Sin embargo, en muchos otros casos se trata de un claro problema de civismo por parte de unos ciudadanos a los que quizás se debería informar más claramente de los días y horas en los que se van a recoger los residuos para que tengan claro cuando pueden depositar su bolsa con envases ligeros o cuando pueden deshacerse del cartón.

    Lamentablemente, esta es una situación que los compostelanos llevamos sufriendo desde hace años y un problema que ha causado ya numerosas quejas vecinales. Tal y como publicó este diario en numerosas ocasiones, el actual contrato de limpieza fue adjudicado en el año 2005 y lleva caducado desde hace años. Se hace necesaria una mejora y ampliación del servicio con la adjudicación de un nuevo contrato.

    Con el objetivo de promover el reciclaje se puso en marcha en Santiago Tropa Verde. Se trata de una iniciativa que cuenta con casi cinco años de vida que recompensa a los ciudadanos que depositen sus residuos en los puntos limpios municipales con regalos y descuentos en comercios de la ciudad.

    30 mar 2020 / 00:00
    Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
    Tema marcado como favorito