Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 26 enero 2021
20:50
h
óbitos

Hondo pesar en Vilalonga por la muerte del párroco, Benito Lariño García

Ayer también falleció en Caldas el profesor Celestino Barros Brey, que será enterrado esta mañana

    La muerte del cura párroco de San Pedro de Vilalonga y Gondar, Benito Lariño García, causó una profunda conmoción tanto en la parroquia, donde era muy querido y apreciado por sus feligreses, así como en ámbitos eclesiásticos.

    El sacerdote, de 73 años de edad, y que falleció tras una larga enfermedad, fue enterrado ayer en Louro (Muros), su localidad natal. Con anterioridad, a las 17.00 horas tuvo lugar un multitudinario funeral en Vilalonga, que fue concelebrado por 23 sacerdotes.

    Benito Lariño García ejerció su ministerio eclesiástico en Vilalonga durante los últimos veinticinco años. Su labor pastoral era muy valorada por los vecinos de esta pequeña localidad del Salnés, que ayer aplaudieron emocionados la salida del féretro de la iglesia parroquial tras el funeral.

    Por otra parte, en el día de ayer también hubo que lamentar la muerte en la localidad pontevedresa de Caldas de Rei del conocido profesor Celestino Barros Brey.

    De 67 años de edad, Celestino Barros estaba jubilado, tras una vida dedicada a la enseñanza, profesión que había desempeñado con auténtica devoción, lo que le había granjeado el cariño de sus vecinos.

    Su entierro tendrá lugar esta mañana en el cementerio municipal de Caldas, tras el funeral que se celebrará a las 11.45 horas en la iglesia de Santa María.

    16 ago 2007 / 01:46
    Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
    Tema marcado como favorito