Santiago
+15° C
Actualizado
martes, 26 octubre 2021
02:31
h

Así no vale

    DICE Víctor Küppers que el valor de una persona viene determinado por la suma de sus conocimientos y sus habilidades multiplicadas por su actitud. Ahora bien, ¿qué es realmente el valor? Hablamos de valor en tanto que valía, o hablamos de valor en tanto que valentía. Seguramente ambas cosas tengan mucho que ver a la hora de definir lo que vale una persona. Pero, ¿es el valor lo que realmente nos aprecia y apreciamos, o es tan sólo lo que nos devalúa o nos revaloriza? Es complicado responder. Y es que, como acuñó Quevedo, “sólo el necio confunde valor y precio”.

    ¿Cuánto vale nuestra seguridad y que precio estamos dispuestos a pagar por ella? ¿Cuánto vale nuestra salud y que precio estamos dispuestos a pagar por ella? ¿Cuánto vale nuestro bienestar y qué precio estamos dispuestos a pagar por él? Sería bueno que todos y cada uno de nosotros pudiéramos formularnos y dar respuesta a estas tres preguntas. Pero sería todavía mejor que fuera la gente que nos gobierna la que se las preguntara y respondiera a tiempo y con un mínimo de coherencia.

    ¿Vale un chantaje a escala internacional 30 millones de euros? ¿Vale una invasión terrestre la reactivación de una causa por delitos de lesa humanidad? ¿Vale cobijar sanitariamente a alguien y, días después, enjuiciarle como moneda de cambio? Si es así, ¡que se prepare Delcy Rodríguez! Aunque lo de Delcy seguramente ya “prescribió”, al menos según la doctrina Marlaska. En conclusión: ¿vale todo, a cualquier precio, incluso confundir el egocentrismo con la diplomacia? Yo creo que no. Porque luego pasa lo que pasa: que uno enfoca todos sus peones hacia la política internacional y, soñando con el 2050, se olvida del espigón de playmobil que tiene en el Tarajal.

    Gobernar es gobernar y no todo lo contrario. Es valer y aportar valor. Es tener valía y también la valentía suficiente para hacer lo que hay que hacer cuando hay que hacerlo. Es apreciar lo que tienes para evitar que se deprecie y revalorizar lo que te pone en valor para impedir que se devalúe. Gobernar no es pagar chantajes cuando todo está perdido. Y me da igual que el problema se llame Marruecos o AstraZeneca. Porque esto es un auténtico carajal.

    ¿Vale indicar una segunda dosis con Pfizer a los vacunados con AstraZeneca contra el criterio de la EMA y de la mayor parte de los científicos? ¿Vale empezar a despistar hablando de suprimir mascarillas con una incidencia todavía de 150? ¿Vale hablar de una estrategia 2050 teniendo el 2021 como se tiene? Pues ya vale. ¿No creen? ¡Ya está bien! Y si no valen, por favor, dejen su sitio a los que valen.

    20 may 2021 / 01:00
    • Ver comentarios
    Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
    Tema marcado como favorito