Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 29 enero 2023
11:43
h

Occidente dice ‘adiós’ a la energía rusa con un nuevo bombardeo de sanciones

Europa aspira a reducir en un 66 % la dependencia del gas en un año // Reino Unido eliminará gradualmente la importación del petróleo // EE.UU. prohibirá la compra de ambos recursos

Ante el avance de la invasión orquestada por Rusia en Ucrania, que lejos de librarse exclusivamente en el país de Volodímir Zelenski también se siente en España aunque no sea físicamente de momento, los países occidentales dijeron ayer su particular adiós a la energía rusa: con un nuevo bombardeo de sanciones dirigido a la nación que lidera Vladímir Putin. Así, la Comisión Europea expuso su plan, cimentado en un combo de medidas destinadas a emanciparse de los hidrocarburos rusos en 2030 -- y aspirando reducir en un 66 % la dependencia del gas en un año--, mientras Reino Unido manifestó por su parte que eliminará “gradualmente” la importación del petróleo que oferta el Kremlin, y Estados Unidos (más radical) prohibirá de forma tajante comprar petróleo, gas y carbón.

El presidente de USA, Joe Biden, anunció durante la pasada jornada el veto para la importación de estos tres recursos, siempre que provengan de Rusia, asumiendo que puede haber más aliados que, como sus socios europeos, no pueden tomar todavía una medida de este calibre.

“No subvencionaremos la guerra de Putin”, apuntó el mandatario estadounidense, en una comparecencia en la que abogó por seguir incrementando la presión a Moscú tras “el paquete de sanciones económicas más significativo de la historia”.

Biden, que repasó algunas de las decisiones adoptadas contra Rusia tras el inicio de la invasión de Ucrania, avanzó además que el país norteamericano aumentará la producción de petróleo para contrarrestar cualquier aislamiento energético.

“Defender la democracia tendrá costes”, agregó, dejando claro que la guerra “ya está afectando a las familias de Estados Unidos en el depósito de combustible”, al aludir a una subida de 75 centavos en el precio que previsiblemente “irá a más”.

Por su parte, el Gobierno de Reino Unido eliminará “gradualmente” la importación de petróleo de Rusia y los productos derivados del crudo ruso para finales de 2022, conforme manifestó este martes su ministro de Energía, Kwasi Kwarteng.

En su cuenta de la red social Twitter, hizo hincapié en que el mencionado plazo dará al mercado, las empresas y las cadenas de suministro “tiempo más que suficiente” para reemplazar las importaciones rusas, que en estos momentos representan el 8% de la demanda británica.

Paralelamente, la Comisión Europea (CE) presentó ayer una serie de medidas extraordinarias para ayudar a los países de la Unión Europea a amortiguar el vertiginoso ascenso de los precios de la energía, con el objetivo final de emanciparse de los hidrocarburos rusos en 2030.

“Debemos defender los intereses europeos e incrementar nuestra resiliencia. Es evidente que somos demasiado dependientes de Rusia en nuestras necesidades energéticas”, apuntó el vicepresidente de la Comisión Europea responsable del Pacto Verde, Frans Timmermans.

En este sentido, la UE importa de Rusia el 40 % del gas que consume, el 27 % del petróleo y el 46 % del carbón, lo que en 2021 se tradujo en un total de 148.000 millones de euros en ingresos para Moscú. A este respecto, Bruselas aspira también a reducir en un 66 % la dependencia de la comunidad del gas ruso en un año.

EL KREMLIN CONTRAATACA. Por su parte, Vladimir Putin firmó este martes un decreto mediante el cual se regula la prohibición de importar o exportar productos o materias primas en base a una lista de países aún por determinar por su Gobierno. Conforme recoge la agencia Interfax, el referido documento fija excepciones para el comercio de estos recursos para ciudadanos de Rusia, extranjeros y apátridas (para su uso personal). Ahora, el Kremlin dispondrá de dos días para incluir los países que considere en esta medida.

Ucrania evacua Sumy e Irpin y acusa a Moscú de impedirlo en Mariúpol
Evocando a Churchill, Zelenski promete que su país luchará hasta
el final por “sí ser”

Santiago. Ucrania comenzó ayer a evacuar a los primeros habitantes de Sumy, en el noreste del estado, y continuó el traslado de civiles de Irpin, en la región de Kiev, pero no pudo hacerlo en la urbe portuaria de Mariúpol, a orillas del mar interior de Azov, ante los incesantes ataques rusos.

Después de tres días consecutivos de intentos de evacuación frustradas, este martes Kiev y Moscú finalmente pactaron abrir una ruta para civiles de Sumy a Poltava. En la localidad ucraniana, el traslado de la población de un punto a otro comenzó a primera hora de la mañana y durante todo el día se temió que el proceso tuviera que ser suspendido, pues la ciudad fue objeto de un ataque ruso contra edificios residenciales en la noche del lunes. A causa de los mismos hubo varios fallecidos: entre ellos dos niños.

A más de 300 kilómetros al oeste, ya en la región de Kiev, continuó la evacuación de la población de Irpin, donde la huida de casi 43.000 habitantes asediados por las fuerzas rusas se produce lentamente. Este martes más de 150 personas fueron evacuadas, según Emergencias, que recalcó que el trabajo continúa.

Donde se frustró de nuevo el traslado de personas fue en Mariúpol. Según las Fuerzas de Operación Conjunta, diferentes tropas rusas atacaron “exactamente en la dirección del corredor humanitario”. A ello se suma que la localidad está completamente bloqueada por las fuerzas rusas desde la pasada semana y, como resaltó su alcalde, Vadim Boychenko, en varias ocasiones se ha encontrado al borde de una catástrofe humanitaria, ya que se quedó sin electricidad, calefacción y agua debido a los constantes bombardeos orquestados por Moscú.

DE WINSTON A VOLODÍMIR.

Durante la pasada jornada, el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, evocó al ex primer ministro británico Winston Churchill ante la Cámara de los Comunes y prometió que el país “luchará hasta el final” contra el Kremlin. “Lucharemos hasta el final, en el mar, en el aire (...) continuaremos luchando por nuestra tierra. Cueste lo que cueste, lucharemos en los bosques, en los campos, en las costas, en las calles”, dijo, haciendo referencia también a Shakespeare. La cuestión para Ucrania es “ser o no ser”. Y “es ser”. ecg

09 mar 2022 / 00:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.