Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 12 julio 2020
01:55
h

Dotan a la ‘ruta del colesterol’ de Bertamiráns con una senda

Se prolongará desde Agro do Muíño a Sisalde // Proyectan otra de Costoia hasta Outeiro

El ejecutivo tripartito de Ames, reunido en junta de gobierno, acaba de darle luz verde al expediente de contratación, mediante procedimiento abierto simplificado, tramitación común, y un único criterio de adjudicación (factor precio), para la licitación de las obras de construcción de una senda peatonal entre Sisalde y Agro do Muíño. Se hará con cargo al Plan de Obras provincial complementario en una de las tradicionales rutas del colesterol de la zona de Bertamiráns.

El proyecto cuenta con un presupuesto base de licitación de 111.237 euros, más 23.359 € de iva, elevándose la cifra total a 134.596 euros. Según aporta el concejal de Obras e Servizos Básicos, Blas García, “dentro do POS complementario de 2019 hai varias obras de mellora de viarios en Raíces, Tarrío, Ventosa e Sura, pero tamén hai dous proxectos para habilitar dúas sendas peonís; unha de Outeiro a Costoia e outra de Sisalde a Agro do Muíño. A través de ditas actuacións preténdese mellorar os camiños, pero tamén facilitar a mobilidade peonil da veciñanza do rural construíndo novas sendas”, explica.

Con esta actuación se pretende llevar a cabo la construcción de una senda peatonal de cara a mejorar la seguridad viaria en un tramo de 750 metros de longitud y 1,80 metros de ancho. Para ello se utilizarán quince centímetros de zahorra de cantera y quince de hormigón, incluyendo mallazo y juntas de dilatación, siempre previa ejecución del movimiento de tierras preciso.

De forma previa a la ejecución del pavimento se contempla la canalización de tubería de PVC de 315 milímetros de diámetro y la ejecución de 26 pozos con sumideros para la correcta recogida de aguas pluviales y la canalización de un tubo de polipropileno verde para la iluminación pública, todo ello previa excavación de zanja y posterior relleno compactado de la misma.

De igual manera, se pretende en principio la construcción de un muro de bloques de granito de 120 metros de longitud y 1,50 metros de alto, para la contención de tierras, con la correspondiente baranda metálica de protección. Esta obra también lleva incluida la colocación de 220 metros de borde exterior de hormigón prefabricado, en protección de taludes.

La casi que absoluta carencia de aceras, e incluso arcenes, en las pistas de esta zona de Ortoño dificultaba el tránsito de vecinos a pie, que es constante y diario.

30 jun 2020 / 01:00
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.