Santiago
+15° C
Actualizado
sábado, 20 julio 2024
09:49
h

El chalé en venta donde murió Asunta es hoy un basurero abierto de par en par

Siete años después del asesinato de la niña a manos de sus padres, la casona sigue sin hallar comprador // El portalón de acceso está abierto y algunas estancias han sido pasto de los vándalos

El próximo lunes 21 de septiembre se cumplirán siete años desde que Asunta Basterra, con 12 años, fue encontrada sin vida en un sendero del municipio de Teo. Pronto se estrechó el círculo en torno a los padres adoptivos de la menor, Alfonso Basterra, periodista, y Rosario Porto, abogada. La sentencia sitúa el lugar del crimen en la casa que tiene la familia Porto en Teo, un chalé de 400 metros cuadrados en medio de una enorme parcela que ronda la hectárea.

Rosario Porto es la propietaria del terreno y de la casa, construida por sus padres, ambos fallecidos meses antes del crimen de Asunta. Antes de este suceso, la letrada ya había intentado vender el inmueble por casi un millón de euros, sin éxito. Su intento continuó posteriormente, previa bajada del precio inicial. La visión que se puede apreciar hoy en día es la de un chalé invadido por la maleza.

La sorpresa llega cuando uno se aproxima al portalón de la entrada, con el lado izquierdo abierto. Esto permite que sea visible desde el exterior la piscina con agua de color verdoso y la maleza de varias semanas, que no meses, que rodea al inmueble. La presencia de múltiples cigarrillos a las puertas de la vivienda hacen pensar que hay personas que rondan la zona. Más allá de la puerta de la entrada, todas las contras de las ventanas del chalé están abiertas, así como la puerta trasera de la vivienda y las del cobertizo trasero.

Es ahí donde se aprecia más desorden, con miles de papeles y carpetas tirados por el suelo, y libros que reposan en la mesa del jardín. La estampa es similar en las estancias de la vivienda que se pueden apreciar desde el exterior, un amasijo de muebles destrozados y tirados por el suelo, mezclado con cajas, cubos, espejos rotos y hasta una bombona de butano.

Tras el crimen de Asunta y las miles de imágenes de la casa mostradas en los medios, el lugar fue un objeto de un primer robo que provocó la salida momentánea de Rosario Porto de prisión para hacer balance de los objetos sustraídos. Esto ocurrió en 2015, dos años después del crimen. En este momento, el caos visible en las citadas dependencias hace pensar que ese robo no ha sido el único. O al menos, intento de robo.

La casona de piedra de los Porto tiene cinco habitaciones, otros tantos cuartos de baño, y cuatro salones. A esto hay que sumarle la piscina, cancha de tenis y columpios, así como un hórreo. Esta propiedad no es la única que Rosario Porto ha intentado vender. Otras de sus propiedades, como un piso en Vilanova de Arousa, y otra vivienda heredada situada en Montero Ríos, que había usado como despacho de abogados, han sido puestas a la venta.

El origen de estos movimientos estarían en problemas económicos de Porto. Sin embargo, poco después del asesinato de Asunta, la Policía Judicial confirmó a este periódico haber encontrado hasta veinte mil euros en metálico en el registro de la vivienda de Doutor Teixeiro en la que residían Rosario y su hija; y que alguien airea de vez en cuando, según confirmaron fuentes de la familia a este periódico. Se desconoce si esas mismas personas acuden de vez en cuando al chalé de Montouto.

desde 2013 en prisión

··· Alfonso Basterra y Rosario Porto llevan en prisión desde 2013, con sentencia desde 2015. Fueron condenados a 18 años de prisión por asesinato con el agravante de parentesco.

··· Fuentes penitenciarias confirmaron en mayo a EL CORREO que los dos solicitaron permisos para salir de prisión, algo que pueden hacer tras haber cumplido una cuarta parte de la pena. En aquel momento ambos les fueron denegados.

15 sep 2020 / 00:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito