Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 05 diciembre 2021
13:25
h
La casi nula oferta de viviendas en aquiler en el casco histórico les obliga a residir en otros puntos de la ciudad // Las residencias representan la única posibilidad viable para los estudiantes que desean afincarse en la ‘Almendra’ TEXTO Brais Fdez.

La zona vieja, territorio hostil para universitarios

Históricamente, la zona vieja de Santiago ha estado muy vinculada a la Universidad. Desde su creación, en 1495, el ente rector de la educación en Galicia y la almendra compostelana se han nutrido mutuamente desde distintos ámbitos, uno de ellos la propia residencia de los miles de estudiantes que llegan cada año a la capital. Si bien tradicionalmente era muy común que muchos de ellos viviesen en esta área, dada esa unión especial, cada vez son menos los que encuentran esa posibilidad en un territorio que se ha convertido en hostil.

La escasa oferta habitacional, la falta de servicios básicos o la lejanía a las principales estaciones de la ciudad, más aún con la apertura de la nueva Intermodal, en Clara Campoamor, llevan a la juventud a preferir las calles de la zona nueva como lugar de residencia, aún a pesar de estudiar en las facultades del Campus Norte.

“Un perfil tradicional de cliente de alquiler de la zona vieja eran los estudiantes. Hasta hace no demasiado, en el casco histórico había un núcleo muy importante de estudiantes viviendo. Sin embargo, esto ha cambiado, porque ya no hay viviendas disponibles. Las que anteriormente se destinaban para vivir los estudiantes, ahora se han redirigido como viviendas turísticas”, explica Carlos Debasa, presidente de la Asociación Galega de Inmobiliarias (Agalin).

El primer y principal problema está en el cambio de usos de los pisos, debido al boom de las viviendas vacacionales. Cualquier turista que venga a Santiago no tendrá problema en encontrar un lugar donde dormir, con precios y alternativas para todos los gustos. Sin embargo, si usted es un universitario, las ofertas que encontrará casi las podrá contar con los dedos de las manos.

Por ello, el problema no se encuentra en la falta de interés por parte de los matriculados en la USC, sino en las opciones que se le presentan. “Muy pocos universitarios viven en el casco histórico porque no hay pisos en condiciones y habilitados para que puedan ocuparlos. Somos conscientes de que hay cantidad de universitarios que hubieran preferido vivir en el casco histórico durante el curso, que no tener que salir a zonas más alejadas de sus campus en estos nueve meses. Eso dice mucho de las condiciones en las que están los inmuebles”, señala José Ángel Blanco, gerente de la Asociación de Comerciantes y Empresarios CCA Compostela Monumental.

A esta ausencia hay que añadirle que los precios de los alquileres son más elevados que en otras calles, lo que repercute a la hora de escoger para unas economías que, por norma general, están muy ajustadas. “Vivir aquí es más caro porque la zona vieja tiene, sin duda, ese valor añadido de vivir en una ciudad monumental, Patrimonio de la Humanidad”, comentan desde las inmobiliarias de la ciudad.

Otro de los puntos a tener muy en cuenta ha sido la velocidad de conexión, un elemento de primera necesidad para unos jóvenes conectados a las nuevas tecnologías, ya no solo para su uso social y lúdico, sino también para el ámbito académico, tanto para el estudio como para seguir las clases telemáticas. En este sentido, si bien ya se ha instalado la fibra óptica, ésta todavía no funciona al 100 % en la almendra. “En lo que respecta a la fibra seguimos teniendo algún problema porque se retrasan los trámites para que la puedan colocar en ciertas calles”, confirman desde la dirección de Compostela Monumental.

Y por último está el problema de la movilidad. Con la Estación de Autobuses y de Tren radicadas en la zona sur de la ciudad, para poder desplazarse cada viernes y domingo desde o hasta una vivienda del casco histórico implica, casi necesariamente, un segundo medio de transporte, ya sea bus, taxi o cualquier otro método. Además, en las noches dominicales, para aquellos que tienen por tendencia aprovechar hasta el último minuto en sus respectivos lugares de procedencia, cuando llegan a la capital el urbano ya terminó su ruta.

Por todo ello, son las residencias universitarias y los colegios mayores, la gran mayoría de carácter privado, los que mantienen viva la llama estudiantil en el día a día de la zona monumental. Centros como el Colegio Mayor San Agustín, con cien residentes; la Residencia María Inmaculada, con ochenta; el Colegio Mayor de la Estila, con cuarenta plazas; o la Residencia Universitaria Cristo Rey, con otros cuarenta, hacen posible que, al menos, no desaparezcan por completo este tipo de residentes.

Con todo, a pesar de su posición estratégica en la ciudad y de que en ella se encuentran facultades como la de Medicina o Historia, menos de un 2 % de todos los matriculados en la USC en Santiago viven en la zona vieja, un dato devastador para el territorio germen de la historia universitaria de Galicia.

son más elevados que en otras calles, lo que repercute a la hora de escoger para unas economías que, por norma general, están muy ajustadas. “Vivir aquí es más caro porque la zona vieja tiene, sin duda, ese valor añadido de vivir en una ciudad monumental, Patrimonio de la Humanidad”, comentan desde las inmobiliarias de la ciudad.

Otro de los puntos a tener muy en cuenta ha sido la velocidad de conexión, un elemento de primera necesidad para unos jóvenes conectados a las nuevas tecnologías, ya no sólo para su uso social y lúdico, sino también para el ámbito académico, tanto para el estudio como para seguir las clases telemáticas. En este sentido, si bien ya se ha instalado la fibra óptica, esta todavía no funciona al 100 % en la Almendra. “En lo que respecta a la fibra seguimos teniendo algún problema porque se retrasan los trámites para que la puedan colocar en ciertas calles”, confirman desde la dirección de Compostela Monumental.

Y por último está el problema de la movilidad. Con la Estación de Autobuses y de Tren radicadas en la zona Sur de la ciudad, para poder desplazarse cada viernes y domingo desde o hasta una vivienda del casco histórico implica, casi necesariamente, un segundo medio de transporte, ya sea bus, taxi o cualquier otro método. Además, en las noches dominicales, para aquellos que tienen por tendencia aprovechar hasta el último minuto en sus respectivos lugares de procedencia, cuando llegan a la capital, el urbano ya terminó su ruta.

Por todo ello, son las Residencias Universitarias y los Colegios Mayores, la gran mayoría de carácter privado, las que mantienen viva la llama estudiantil en el día a día de la zona monumental. Centros como el Colegio Mayor San Agustín, con cien residentes; la Residencia María Inmaculada, con ochenta; el Colegio Mayor de la Estila, con cuarenta plazas; o la Residencia Universitaria Cristo Rey, con otros cuarenta; hacen posible que, al menos, no desaparezcan por completo este tipo de residentes.

Con todo, a pesar de su posición estratégica en la ciudad y de que en ella se encuentran facultades como la de Medicina o Historia, menos de un 2 % de todos los matriculados en la USC en Santiago viven en la zona vieja, un dato devastador para la zona germen de la historia universitaria de Galicia.

un desierto
Menos de un 2 % de los matriculados viven en ella

··· De los aproximadamente 20.000 jóvenes que están matriculados en las facultades de la USC de Compostela, menos de 400 residen en la zona vieja, lo que supone un porcentaje inferior al 2 % del total.

··· De los valientes que apuestan por el casco histórico, la gran mayoría lo hacen para establecerse en las residencias universitarias que están emplazadas en la almendra: Colegio Mayor San Agustín, Residencia María Inmaculada, Colegio Mayor La Estila o la Residencia Universitaria Cristo Rey.

··· Además, algunos también habitan en pequeñas pensiones de carácter privado dedicadas a este sector.

05 oct 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.