Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 26 septiembre 2021
11:28
h

“El arte ayuda a mostrarse y desarrollarse como persona”

La artista, que muestra interés por el ser humano y por diversas culturas, desarrolla la destreza de convertir las dificultades en oportunidades

Para acercarnos más al mundo de la cultura y el arte y además entrelazarlo con la relación que hay entre esto y nuestras emociones o la responsabilidad sobre nosotros mismos, hablamos con Reina D’Hoore, formada en pintura con Jean-Claude Garoute “Tiga”, en Puerto Príncipe (Haití), y también ejerce como coach.

- Eres artista, pero además haces terapia Gestalt, coaching... ¿Se relaciona de alguna forma con el arte que produces?

Mi arte se relaciona con mi trabajo como coach con enfoque humanista de Gestalt. Este enfoque tiene como principios básicos el aquí y ahora, el darse cuenta y ser responsable de sí misma. Para poder encontrar lo que una quiera expresar primero necesita sentirlo a través de los sentidos, detectar cuál es la emoción y qué necesidad hay detrás de ésta y luego según la situación y los materiales que se tiene al alcance expresarlo y darse cuenta de que el manejo de la vida le pertenece a una. El arte, la expresión artística, ayuda a expresar lo que se no puede aún con las palabras y también a entender conceptos, emociones o sensaciones que son difícilmente abordables de primeras, cómo afectan la muerte y los cambios que estamos sufriendo en nuestros ecosistemas, la separación, un nido vacío, las pérdidas en general o los cambios, por ejemplo... que son algunos de los temas que he ido tratando en mi trabajo artístico.

- Dices que tu trabajo posee tres vertientes principales: el arte, la naturaleza y la guía dentro del conocimiento personal, ¿qué aporta esta combinación?

Numerosos estudios están demostrando que el contacto con la naturaleza equilibra nuestro sistema inmunológico y psicológico. Estudios como los realizados por Ruth Ann Atchley y David L. Strayer, sostienen que estar en contacto con la naturaleza incrementa la creatividad en la resolución de problemas complejos hasta en un 50%, permite enfocar nuestra completa atención y enfoque a aquello que nos puede estar perturbando. En otras palabras, reduce la fatiga mental, calma la mente e incrementa la creatividad. De hecho, en Japón y en el Reino Unido se recetan salidas al bosque, trabajar en huertas como tratamiento de apoyo para casos de estrés, ansiedad y depresión.

Las técnicas expresivas, como la pintura, la escritura, el movimiento, etc. ayudan a disfrutar y a conectar con el estado de bienestar y a profundizar en él, aportando calidad de vida. Y no sólo eso, sino que también desarrollan el autoconocimiento, la creatividad y la intuición. El arte ayuda a mostrarse y desarrollarse como persona y puede ayudar a revisar su representación del mundo y cambiar su realidad. Y si además se acompañan de un proceso de auto-conocimiento, uno se puede dar cuenta de aspectos, necesidades de las que no es consciente en su día a día y expresarlas. Y eso es conocerse desde otro lugar, darse cuenta de cómo funcionamos, de cuáles son nuestras necesidades profundas e ir a por ellas, responsabilizándose en el aquí y ahora de nuestra vida, alcanzando las metas propuestas. La combinación del arte, la naturaleza y el conocimiento personal aporta equilibrio interior.

- Hace poco tuviste la obra Matria en exposición, ¿qué es Matria? ¿Qué significado tiene para ti? ¿Cómo surgió el proceso de crear esta obra?

Matria surge de una profunda necesidad de re-apropiación de la tierra de mis ancestras, de mi madre, mi abuela... que nacieron en Compostela. Y también de una necesidad de caminar y conocer mejor el territorio, sus mitos y leyendas. El territorio me conecta con las vivencias que experimenté de niña cuando pasaba las vacaciones con la familia materna. Momentos de libertad en la naturaleza, de disfrute y de escuchar las leyendas que me contaba mi abuelo, momentos en los que conecto con el juego y con la necesidad de poner en valor todos esos tesoros que nos ofrece la naturaleza, como las conchas, las cremas, los huesos y los signos que han hecho nuestros antepasados en la piedra.

En el confinamiento surgió una imperiosa necesidad de estar en la naturaleza, de honrarla con lo que está pasando actualmente a nivel ambiental. Y también una necesidad de cuidado, de maternaje hacia lo mío, lo nuestro. Matria tiene como significado no vivir sin sentido sino motivarnos a mantener en mente nuestras prioridades, tan fácilmente sumergidas en las preocupaciones cotidianas. Cuidar lo que realmente importa y que nos sostiene.

- Además, a lo largo de los años has hecho muchas exposiciones individuales, ¿cuál de ellas dirías que es la que más se identifica con quien eres?

A lo largo de los años, todas vamos cambiando. Yo no soy la misma que ayer y sin embargo mi esencia lo es. Las formas van cambiando y adaptándose a las necesidades de cada momento. En mis primeras obras exploré lo que el inconsciente me traía, mi mundo interno (De dentro hacia fuera), mis fantasías (A Passage to India), luego fui pasando a estudiar la relación con el otro (At...tensión...at (la primavera la sangre altera)), para ir poco a poco trabajando temas más profundos como la muerte (Winter). En estos momentos, el trabajo con el que me más identifico es Matria, pues mis inquietudes están en explorar el territorio en el que me encuentro, sus signos y símbolos, sus raíces. Eso me conecta con la naturaleza y me hace sentir que hago parte de algo más grande.

- Has hecho también múltiples exposiciones colectivas. ¿Ha afectado el Covid al hecho de crear o llevar a cabo exposiciones, tanto individual como de forma colectiva?

El cierre de los museos durante el confinamiento ha retrasado la exhibición de Eau de Femme que iba a ser en marzo y al final se mostró en verano. Y durante Matria, la Fundación Granell ha tenido que cerrar 3 semanas, además las restricciones perimetrales no han permitido a mucha gente de fuera disfrutar de mi trabajo. Tanto en la exposición colectiva Eau de Femme en Ferrol, como Matria en Compostela, no hubo inauguración. Es un momento importante de celebración en el que una muestra su trabajo no solamente ante los amigos y cercanos sino también ante otros artistas, coleccionistas y la ciudadanía. Es una difícil realidad la que estamos viviendo los artistas, pues nuestro trabajo suele ser solitario y este es el momento en el que podemos compartir y tener una retroalimentación, recibir y ver la mirada sobre nuestro trabajo.

25 mar 2021 / 10:53
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.