Santiago
+15° C
Actualizado
domingo, 28 noviembre 2021
10:17
h

Enrique Iglesias afirma que con ‘Final’ cerrará su carrera profesional

De la sombra de su padre a la forja de un nombre propio que ha triunfado en el mundo

Madrid. De forma inesperada, Enrique Iglesias anunció este viernes lo que podría ser su último disco tras una carrera de 25 años en la música, en la que logró superar las suspicacias iniciales por su parentesco y convertirse en una de las pocas figuras españolas que logró triunfar incluso en el mercado anglosajón.

Famoso desde la cuna, como hijo de Julio Iglesias y de Isabel Preyler, este madrileño nacido en 1975 ya sorprendió a todos en su día cuando, sin haber dado nunca muestras externas de inclinaciones artísticas, anunció que quería seguir los pasos de su padre.

Con más de 80 álbumes en 14 idiomas y unas ventas superiores a los 350 millones de ejemplares, la sombra de su progenitor era demasiado larga y muchos se preguntaban si no aplastaría al vástago cuando en 1995 publicó su primer disco, Enrique Iglesias.

Era un trabajo que incluía canciones de su puño y letra y en el que predominaban las baladas de pop rock edulcoradas, aptas para el gusto adolescente, entre las que alcanzaron notoriedad Experiencia religiosa y Por amarte.

No solo triunfó entre el público adolescente, que encontró en el joven un nuevo referente de sus tonadas sentimentales, con más de cinco millones de copias vendidas en todo el mundo, sino que también lo hizo en las galas de premios, haciéndose por ejemplo con el Grammy al mejor álbum de pop latino.

Pronto quedó claro que este artista español criado en Miami desde los 13 años conectaba con los oyentes del otro lado del Atlántico y empezó a igualar los registros de otras grandes figuras del orbe latinoamericano, como Selena o Jon Secada.

En Vivir (1997) incluyó una versión del célebre Only you del grupo Yazoo retitulada Solo en ti y el éxito no aminoró, cosechando más nominaciones y números uno.

Es más, le arrebató la posición reina de la lista Top Latin Albums de Estados Unidos a su propio padre, que ese mismo año se resarció imponiéndose a su hijo en los American Music Awards, asentando la leyenda de la supuesta rivalidad entre ambos.

Sex and love (2014) contenía el mayor pelotazo de su trayectoria profesional, curiosamente uno de los pocos cortes escritos en español del disco, Bailando, cointerpretado y coescrito junto a los cubanos Gente de Zona.

Con aquel tema se convirtió en uno de los primeros artistas comerciales que tuvo el acierto de posar sus oídos en la hasta entonces marginalizada música urbana latina.

El tema, hoy con 500 millones de reproducciones en Spotify, fue uno de los primeros en rebasar los mil millones de visitas en YouTube.

Iglesias no volvería a publicar más discos de estudio, hasta el del próximo 17 de septiembre, Final -con volumen uno y dos-, pero que ya ha dicho que será el último de su carrera. javier herrero/Efe

04 sep 2021 / 15:59
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
TEMAS
Tema marcado como favorito
Selecciona los que más te interesen y verás todas las noticias relacionadas con ellos en Mi Correo Gallego.