Santiago
+15° C
Actualizado
lunes, 03 junio 2024
15:30
h
ENTREVISTA
Otilia Quireza Ramos / Doctora en Medicina

“Somos responsables al cien por cien de cómo reaccionamos ante las cosas que nos pasan”

Usted colabora con El Correo Gallego; sus artículos tienen mucho éxito entre los lectores, ¿a qué lo atribuye?

Mi intención es que cualquier persona que los lea pueda entender de qué tratan.

Siempre aborda enfermedades o dolencias comunes, que llegan con facilidad al receptor, ¿cómo lo consigue?

Después de más de 29 años trabajando en mi consulta, he visto pasar por allí a personas con cuadros clínicos muy variados. He tenido que ponerme en su piel para entender el sufrimiento que me cuentan y ayudarles así a solucionarlo.

¿Cuál es su método de trabajo cuando acuden a su consulta personas desesperadas de ir de un lugar a otro con sus dolores, molestias etc?

En mi consulta, la persona es contemplada como un todo. Acude con todos sus síntomas, ya sean físicos, psíquicos y emocionales, y vamos a tratar todo lo que le ocurre al mismo tiempo, buscando siempre la raíz de sus problemas.

Para mí la salud es equilibrio a todos los niveles: físico, nutricional, emocional, etc. Los síntomas no son más que manifestación de que se está produciendo un desequilibrio y mi intención es ayudarle a recuperar el equilibrio perdido.

Llegan pacientes a su consulta a través de esta acción divulgadora?

Pues sí, aunque algunos de mis lectores son pacientes míos que me siguen cada semana y hasta me proponen nuevos temas.

¿Tiene alguna anécdota que contar con referencia a la curación de algunas personas?

Después de tantos años trabajando se van juntando muchas.

Recuerdo a una mujer que tenía una floristería se quejaba de un intenso dolor e hinchazón en las manos que le impedían utilizar las tijeras para cortar los tallos de las flores. Había tomado diferentes tratamientos sin resultado. Presentaba también molestias digestivas, diarrea e insomnio.

Cuando acudió a su primera revisión me dijo: Doctora, “ha desaparecido el dolor de las manos, ya no tengo hinchazón ni acidez al comer y además duermo mejor”.

Le extrañaba que solamente con una dieta específica y un tratamiento de “limpieza” del organismo hubiese mejorado tanto.

¿Cuáles son las peticiones más habituales a las que se enfrenta en su clínica?

El dolor y los problemas emocionales eran los más frecuentes. Últimamente acuden muchos casos de estrés, ansiedad, angustia, miedos que somatizan en problemas digestivos, diarreas, hinchazón, estreñimiento, cansancio, malestar general etc.

Cuando vivimos constantemente preocupados por peligros reales o imaginarios, producimos un aumento del cortisol (hormona del estrés), y cuando éste se eleva de forma crónica puede afectar al sistema inmunológico, endocrino y nervioso, provocando síntomas muy variados (palpitaciones, opresión en el pecho, problemas gastrointestinales, migrañas, problemas de memoria, apatía, tristeza, irritabilidad, ansiedad etc.). Por otra parte, el noventa por ciento de las cosas que nos preocupan nunca suceden, pero el cuerpo y la mente las viven como si fueran reales.

En consulta también ayudo a las personas a superar las heridas del pasado, para que disfruten del presente y puedan mirar al futuro sin miedo.

¿Qué debe preocuparnos más a las personas corrientes en momentos tan críticos? ¿Hay cortafuegos que nos ayuden a sentirnos mejor?

No somos responsables de muchas de las cosas que pasan en la vida, sin embargo, somos al cien por cien responsables de como reaccionamos ante las cosas que nos pasan.

Esto tiene mucho que ver con nuestros pensamientos. Tenemos más de 50000 pensamientos diarios y el 90% de ellos los vamos a repetir al día siguiente. Si son pensamientos positivos ¡fantástico!, pero si son negativos, serían muy recomendable hacer algo para cambiarlos y eso también se puede aprender con sencillos ejercicios.

Tabaquismo, obesidad, falta de ejercicio físico, comida basura... ¿son expresiones contaminantes de la salud?

Desde luego que todas ellas nos restan salud. Y para todas ellas tenemos solución desde la Medicina Integral. Una dieta personalizada, por ejemplo, puede ser una buena herramienta para recuperar la salud.

¿El mejor consejo que puede dar a sus lectores...?

Les pediría que en una hoja en blanco que simboliza toda su vida, pintasen un redondel del tamaño que tendría su problema. Después les pediría que rellenasen fuera del redondel todo lo que no es problema y por lo que pudieran dar gracias: gracias porque tengo ojos para ver, piernas para caminar, un techo, un plato de comida, un hijo sano, amigos, salud etc.

De esta manera, el problema no parecerá tan grande y se darán cuenta de tantas cosas por las que estar agradecidos.

Como consejo, que no dejen de sonreír, porque esa acción aumenta las endorfinas (hormonas de la alegría y el bienestar) que contrarrestan el cortisol (hormona del estrés), Y no importa que no tengan ganas de sonreír, si simplemente sujetan un lápiz entre los dientes sin que los labios toquen el lápiz, también funciona. El cerebro no diferencia si es una sonrisa de verdad o es una sonrisa ficticia, solo actúa produciendo endorfinas.

¿Pensó concentrar en un libro estos consejos, tan sencillos de leer y tan útiles? Serían una especie de guía global...

No lo había pensado, pero a lo mejor en el futuro me lo planteo.

Amplia preparación
05 jul 2021 / 01:00
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito