Santiago
+15° C
Actualizado
miércoles, 30 noviembre 2022
17:30
h

Monseñor José Rodríguez Carballo, Gallego del Año del Grupo Correo

Es la más alta dignidad eclesial que Galicia tuvo nunca ante el Vaticano, además de gozar de la estima y el aprecio personal del Papa Francisco, quien le nombró Secretario de la Congregación para los Institutos de la Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica

El orensano Monseñor José Rodríguez Carballo, Secretario de la Congregación para los Institutos de la Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apóstolica, arzobispo de Belcastro y desde 2003 y hasta el presente año ministro general de los Franciscanos ha sido elegido como Gallego del Año por el Grupo Correo Gallego, distinción que llega ahora a la edición número 24 y que le será entregado el día 24 de octubre, en el transcurso de una gala que se celebrará en el Palacio de Congresos de la capital gallega.

La decisión del grupo periodístico de incluir a monseñor Rodríguez Carballo en la destacada nómina de personalidades premiadas en anteriores ediciones se enmarca en una triple vertiente, la compostelana, la gallega, y la universal.

La compostelana, en cuanto que el padre Carballo está vinculado a esta ciudad por razones de afecto y pastoral, donde fue superior del convento de los Franciscanos en la decada de los años noventa, dejando próspero y vivo recuerdo de su implicación social en la comunidad santiaguesa.

Una querencia que adquirió mayor relieve en su personal decisión de acudir de nuevo a Compostela, en mayo de este año, para que fuera en la catedral jacobea donde recibiera los atributos propios de su nueva condición de Arzobispo de Belcastro, con que le honró el Papa Francisco. Su consagración supuso convertir a Santiago por unas horas en referente mundial de la cristiandad con la presencia de cuatro nuncios, diez arzobispos y quince obispos, que acompañaron al prelado de Sarreáus.

Significación gallega en su nombramiento por ser el hijo de esta tierra que más alto llegó nunca en la jerarquía eclesiástica, hasta el punto de haber sido el suyo el primer nombramiento efectuado por el actual Sumo Pontífice, de cuya amistad y afecto goza desde hace años.

Reconocimiento gallego también, como representante y pastor principal que fue de una orden profundamente arraigada en Galicia que siempre se ha significado por su cercanía a la sociedad y por sus muy acreditadas tareas de magisterio pastoral y docencia en los distintos conventos que la Orden creó en Galicia.

Singificación, por último, universal, por cuanto este nombramiento remite a la universalidad de Compostela a la que ayudó de manera decisiva la visita que hace ahora 800 años realizó a esta esquina del Noroeste español del Pobre de Asís San Francisco, peregrino que dejó aquí la simiente de un próspero convento que durante siglos acogió a frailes de todos los continentes y a cuantos, después de él, hicieron el Camino de Santiago.

Todas estas vertientes confluyen en la personalidad del homenajeado, el padre, y ahora Monseñor, Carballo, que atesora una personalidad de bonhomía, cordialidad y generosidad, como bien conocen sus propios convecinos de su Lodoselo natal, muy propios de la Orden por la que se consagró y a la que sirve.

En el acto previsto para el 24 de octubre, monseñor Carballo estará acompañado por otras doce personalidades de los campos de la medicina, la investigación, el arte, la economía, el deporte y la solidaridad, a los que el Grupo Correo quiere distinguir también como valores de ejemplaridad para la Galicia del siglo XXI. Las primeras autoridades gallegas y más de 1.500 representantes de la sociedad civil aplaudirán a este selecto grupo de gallegos que con todo honor y satisfacción presidirá uno de los hombres más relevantes en el Vaticano.

UNA VIDA DE FE Y SERVICIO A LOS DEMÁS

••• Monseñor José Rodríguez Carballo nació en la localidad orensana de Lodoselo, del concello de Sarreáus, en 1953. En 1964 ingresó en el seminario de Santiago y seis años después tomó el hábito franciscao para, en 1973, trasladarse a Jerusalén, donde cursó estudios teológicos y fue ordenado sacerdote.

••• Licenciado en Teología Bíblica y en Sagrada Escritura, regresaría a Santiago en 1989 para convertirse en rector del convento de San Francisco, en una próspera trayectoria pastoral que todavía hoy se recuerda con afecto por parte de cuantos tuvieron ocasión de conocerle y tratarle en aquellos años.

••• En 2003 fue elegido ministro general de los Franciscanos Menores por un periodo de seis años, cargo para el que fue reelegido en 2009.

••• En la actualidad estaba al frente de la Unión de los Superiores Generales de las Órdenes Religiosas (USG) cargo que ostentaba cuando el papa Francisco decidió designarle, en su primer nombramiento en la Curia vaticana, secretario de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica.

••• Asimismo, el nuevo Papa Bergoglio le elevó a la dignidad de arzobispo de la sede titular de Belcastro, en el Sur de Italia, distinción que tradicionalmente se asocia a su secretaria en el Vaticano.

07 dic 2020 / 07:54
  • Ver comentarios
Noticia marcada para leer más tarde en Tu Correo Gallego
Tema marcado como favorito