El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Santiago | santiago@elcorreogallego.es  |   RSS - Santiago RSS

Caso Xeneral Pardiñas: el alcalde critica la falta de "vergüenza" de gobiernos anteriores

Raxoi podría perder la entreplanta de un edificio de más de 450 metros cuadrados en la céntrica rúa del Ensanche

EFE. SANTIAGO  | 19.07.2017 
A- A+

El alcalde de Santiago, Martiño Noriega, ha lamentado hoy la falta de "vergüenza" de los gobiernos anteriores en el Ayuntamiento de Santiago que no son capaces de asumir los "errores" por los que Raxoi podría perder la entreplanta de un edificio de más de 450 metros cuadrados en el centro de la ciudad.

En rueda de prensa, el regidor compostelano ha relatado cómo se dieron los hechos que conllevaron a que hace escasamente un mes se recibiese una notificación del juzgado que anunciaba la inminente subasta de la entreplanta del edificio levantado en la antigua parcela de las sedes sindicales y, aunque han presentado un recurso para paralizarla, admite que es una "complicada y desesperada situación".

Ha recordado que la cesión de este local se remonta a una permuta que tuvo lugar hace doce años, por la que Raxoi tendría que haber recibido este inmueble como contrapartida por el convenio urbanístico suscrito en el 2005 por el que se trasladaron las sedes sindicales a San Lázaro, supuestamente sin cargas para las arcas municipales aunque el mismo banco, el Popular, "de mala fe" hipotecó el inmueble.

Sin embargo, este hecho, que sucedió cuando el socialista Xosé Sánchez Bugallo era alcalde, tardó dos años en denunciarse, y en todo caso, solo se denunció a la empresa promotora y no al banco.

Así las cosas, el alcalde ha anunciado que el Ayuntamiento ya está trabajando en recursos a este respecto, y ha admitido que se está realizando a través del abogado, Pedro Trepat.

Este aspecto también ha generado críticas en la oposición puesto que el actual gobierno local decidió prescindir de la "tarifa plana de 100.000 euros" para cuestiones jurídicas que tenía hasta la fecha el Ayuntamiento, y municipalizó el servicio para acudir a servicios externos solo en "cuestiones puntuales".

Críticas a las que Noriega ha hecho frente al explicar que el abogado cobra por ese asunto "2.500 euros" mientras que la tarifa plana de 100.000 euros con la que operaba el PP sigue provocando "sobrecostes de cientos de miles de euros" a las arcas municipales, y por ello censura que sean "los mismos que provocaron" dichos gastos adicionales los que ahora critiquen.

"Hay que tener un poco de vergüenza en la vida", ha insistido el primer edil compostelano que cree que los gobiernos anteriores deben "asumir y justificar" la acción "negligente de la casa" que está derivando en esta situación puesto que es evidente que "no se hizo defensa de la propiedad" del Ayuntamiento, ha lamentado.

"Ahora aparecen las vergüenzas de la época dulce de la burbuja inmobiliaria", ha espetado Noriega que ha cuestionado los motivos por los que desde el ayuntamiento no se denunció en tiempo y forma a la empresa promotora y al banco. "Lo que nos toca es pelear hasta el último momento por lo que era un inmueble público" y en este sentido ha defendido que un bufete privado de "prestigio" lleve este caso, de especial importancia para los vecinos.

La acción que llevará a cabo el ayuntamiento está orientada, según ha explicado Noriega, a solicitar la nulidad de la ejecución hipotecaria alegando que la entreplanta es un bien de dominio público y que, por tanto, no se puede adjudicar a un tercero mediante subasta.

Por último, ha subrayado además que el actual gobierno de Compostela Aberta tuvo conocimiento de este caso solo "hace un mes" por lo que ve "una tomadura de pelo" que desde la oposición le censuren no haber actuado antes.